Porquería

¿Cuántos sueños vistes en esa casa que adornabas?

¿Cuánto alumbraste esta Navidad?

¿Cuanta hipocresía aguantaste?

¿En casa de que persona privilegiada estuviste?

¿Quién te tira a un basurero clandestino?

…Estamos en una isla donde mucha de su población se mantiene a oscuras… después del paso del huracán. Los que si pudieron tener su brillo de “Luz navideña”, ensucian las calles con más basura de la que ya existe, para no dejar frente a su “lindo hogar” su propia mierda.

Anuncios

~…seis horas y medias~

…esperé seis horas para agradecer~te, que viniste. Y esperé un poco más, para decir~le a tu subconsciente, lo maravilloso que es ver~te, sentir~te… aunque todo sea cifrado, obtuso, in~completo y nada me pertenezca. Aunque hoy, puedas negar las ocho horas y pico, con un poco más en las que hablas sin parar, me despiertas, y luego te duermes sobre mi cuerpo. Tengo que levantar~te, porque es tiempo, nueva~mente el maldito tiempo con su tic~tac; tienes que irte y decir que nunca pasó… desvirtuando la realidad… para poder seguir, ¿dónde queda la entrega del instante? Quizás en una memoria del alma, en algún lugar que los humanos aún no comprende~mos bien, que aún marcado por un tiempo… Algunos momentos son para siempre… y esos, no los eliges tú, sino los latidos de mi corazón y mis sentires por ti.

~…falta de valor~

¿Esto será bueno para ti? O es un maldito capricho humano, te veo, te siento… Me cuestiono y no soy capaz de cortar la soga de tu cuello. Tus ojos reflejan la falta de una caricia, me veo reflejada en ti. La ausencia de los seres que se llaman dueños de ti, me pregunto de nuevo ¿dé qué somos dueño? ¿De dónde saca~mos la autoridad para poseer? Te miro, te contemplo; te toco y me intentas morder como diciendo libéra~me... quiero correr y tener mis ojos el reflejo de la libertad, de ser uno con el espacio de la tierra que nos sostiene y quiere ser materia Viva…! Me acerco reposo mi cabeza sobre la tuya, te pido Perdón, por la falta de valor…! Sigo siendo humana me guste o no….!

~…es para ti~

…infinita sabiduría

y bondad nos Ofrenda,

la caricia del Viento,

la humedad del Bosque,

el sonido de las olas

terminando en la orilla,

o el susurro del río

contando sus caprichos.

El Sol nos da ese abrigo

a su paso, nos empodera,

nos alienta.

Las tardes siempre hacen

magia con los colores

antes de que llegue la noche.

¿Y qué sería la noche

sin su novia cíclica perfecta?

…a veces oscura y otras

con sus tules de plata.

Entre tanto esencial,

recibo el regalo de tu

voz espesa, la calidez

de tus emociones.

El fulgor de tu mirada,

lo intenso y audaz de

tus pensamientos;

embriagantes son

tus formas de sentir.

~…Res~pi~ro;~

y te agradezco!

~… no te vayas~

Te invité a quedarte, sobre mi cuerpo espeso y desnudo.

Quería borrarte, las cicatrices con infinito amor.

Pasearte, por mis rincones emocionantes…

Y que conocieras, lo que era estrellarte; conmigo.

~Cartas para eL.. (Te beso con mis ojos)

… en esos pequeños instante, que tene~mos para re~encontrarnos, son mis ojos quien te besan. Cuando nace un bebé; las personas se maravillan aunque la criatura sea poco agraciada, buscan ver la perfección del momento…. Celebran que llegó a la vida, y que es mágico. Incluso cuando aún no hace grandes gestos, ni mira, ni ríe… Así es como este amor; te ve en la magia, te creo perfecto en esos momentos, eres mi todo… y lo más hermoso es cuando te vas y sigues dentro. Tan adentro, que puedo reír, imaginando tus locuras y habladurías solo, tus momentos de inter~cambio y de entrega. Es maravilloso que sean mis ojos quien te captan, y que sea mi esencia la que se enamoró; de las alas de tu vuelo. Comprenderlo y sentirlo son dos cosas diferente. Saber que eres un engendro, de lo divino, que vas cargado de defectos y virtudes, que te hacen ser tan humano, tan real… entonces mi parpadeo, como mi cámara y mi dedo inquieto, para no olvidar, para conmemorar te toma, imágenes y guarda en los espacios de mi alma, esos momento en los que frente a mi… Bajas la mirada suspiras, colocas una mano en tu barbilla descansas por un momento, escuchas las melodías; te meces levemente de lado a lado, que llenan tu ser de recuerdos, en los que yo jamás he participado, aún así frente a tí, respetando tu instante colmada de sentimientos de los cuales repito, no soy parte. Aletean mis pestaña; lágrimas amando todo lo ajenos, porque estoy conectada a todo lo que dices, y a lo que no dices…, y cuando eres tú quien honras a los que han pasado por tu vida, tus lágrimas que se quedan dentro…, yo las bebo a sorbos: como cuando se mira con ternura a un ser recien nacido. Cuando abres tus ojos, te estoy sonriendo, con los surcos del paso de mis lagrimas dulces y amorosas para ti… y a todos tus instantes de recuerdos y añoranza…!

Siempre con “AmoL”

~…jadeo~

Melodía rota en mi garganta.

Agujero en mi pecho…

Súbito arpegio en mis caderas.

Latido de mis entrañas.

Vendaval en mis costillas;

sacuden mi norte y mi sur.

Tengo el suspiro incrustado

en la nuca, esperando que

tus manos lo liberen…

~… Hogar~

No te conozco, no sabía que me llevó este día de tormenta, a acercarme justo a donde te hacen homenaje. El viento soplaba a nivel de tambalear cualquier cosa, estaba sola muy cerca de la orilla del acantilado… escuché algo no entendí, era unos ruidos indescriptibles. Como me había quedado sola, porque la lluvia ya estaba encima de la otra montaña, me acerqué un poco más y escuché el crujido de la tierra, y cuando volteo me encontré con esto… que posee tu nombre y tus fechas… Antes de guardar la cámara le tomé una foto… no quería olvidar tu nombre, ni porqué estaba pasando así… Hoy recordé a pocos días de estar en el faro, el ruido, los murmullos; que digamos que era el viento… busqué la foto… Seguido hice una búsqueda a tu nombre en la red, y ahora sé que eras misionero, que caíste al vacío y no me inventé ninguna historia con tu nombre. Porqué era necesario que me topara, con el homenaje a tu vida, descubriera que fui allí a buscar motivos para vivir, como dije en otro escrito… Fui con el corazón lleno de peticiones y ahora tú, formas parte sin estar en este plano de ese propósito… Gracias por el viento, por la misión que sigues haciendo, por la lluvia de ese día, que no dejó de hacer que todo lo demás fuera de incógnito y sublime. Y ahora solo se guardará en la memoria del corazón.

Honrado la vida, hasta de quién no conoces y aún así te llegan sus mensajes…

~…des~unión~

Tinieblas en el interior.

(. . . )

Ella, vive en la cúspide

donde los pájaros maligno

sobre~vuelan.

Hace hechizos para los

pobres de alma.

~Todos le temen~

(. . .)

Pensando que es ella,

la que trae la neblina.

Lo único que hace es

tragar~la, para liberar~los.

A bajo en el valle juegan

los sirvientes, parecen

inocentes…

Mientras, el fuego

se consume, los seres

hacen espirales de colores.

Los pájaros son el puente

de sanación…!

Todos quedaron

Ungidos en un mundo

….Inconexo!

~…wtf~

Siempre estoy buscando la forma de adentrar… Cuando se que sus nostalgias, son inalcanzables. Me conformo con poco, un espacio de tiempo, un saber desde lo profundo. Una respuesta honesta… los espacios vacíos de la palabras y acciones no los comprendo. Echa de menos todo tipo de gente, y eso está bien. Lo triste para mí, es no alcanzar… Tengo todo torcido por dentro. Y se que por más que haga, aunque todo lo grite, lo exponga. La configuración de su red, marca error y desconexión. Aceptar y darle refrescar a la página con códigos, sus códigos personales… es muy complejo y Google no da ese tipo de respuestas. No me funcionan los comandos del alma, ni del amor. Porque yo no soy la respuesta, ni la saciedad, que su software necesita. Fucking Game…! Siempre vas unos niveles más alto… mientras a mi, el marcador en mi vientre dice: Game Over…!

~…han vuelto~

(. . .)

No quería que me volviera a pasar, otra vez vuelven. Están ahí, rozando mi piel, haciendo de mi estímulo mental un cúmulo de sensaciones. Les había cerrado mi alma, ahora regresaron con más fuerza; dictando, mostrando, lacerando todo mi espíritu. Los puedo sentir, aunque no quiera. Puedo dejar que atraviesen el umbral entre este plano y el otro… sin embargo me había prometido que nunca más los dejaría entrar. Y aquí están, pasando; tocando, moviendo cada sentimiento, cada pronóstico, formas de mostrarme lo que no quiero ver. Les he pedido que se callen, que salgan de aquí, no quieren. Dicen y me muestran situaciones; algunas presagiadas y otras que son como cascadas imparables, solo que arrastran dolor. Estoy pidiendo una tregua emocional, al desquicio de las ofensas que causa no escucharlos. El cimiento de las angustia se está tambaleando, es una balanza donde el peso es invisible, pero igual hace bulto en las Almas. Es una verdad a media, y una mentira completa; el amor un juego de fantasías… pedimos Misericordia divina para acudir a los astrólogos, a ver si aciertan pronóstico de buenos augurios. Solo develan ocultismo de las culturas que aún trabajan en la tierra. Son algunos benévolos con sus sagrados sentires los que conjuran en montes bendecidos, y buscan a los santos vivos en los árboles, riachuelos; selva pura y limpia de tanta corrupcion humana. Desparpajos sin aliento viven y caminan como zombies en las ciudades donde todos somos parte… seguimos maltratando la trinchera de nuestra propia verdad, para ser monigotes del sistema de los poderosos… esos que nos doblegan las rodillas, y nos hacen servirle; a un solo Dios o un solo Líder. Al final, solo nos cortan los movimientos cíclicos que tenemos que experimentar de fracaso, miseria, para redimirnos en la dicha y en el valor de seguir respirando… Siguen haciendo de mi, una demente sin control que se aísla, para no verle en los ojos la maldad y los muertos a los demás seres vivientes.

~…perseverar~

Llevo tiempo tratando de hacer nidos en tu cuerpo.

Primero fui por tu sexo, quería ver si podía ser la pajarita que revoloteara sobre ti… no me funcionó.

Después subí a tu ombligo, quería causar~te cosquillas, y anidar~me para besar~lo, quedar~me en la parte media de tu cuerpo. Tampoco me funcionó.

Subí un poco más arriba a tu pecho, reclinada un poco hacia tu lado izquierdo, para sentir los latidos acompasados de tu ser. Creía que cabía mi nombre entre tus válvulas, así que empecé a entre~tejer mi nido, lo asombroso fue que te estaba matando, mientras yo trataba de querer~te, tú te ahogabas… no funcionó, obvio salí volando de allí.

Fui a buscar tu mirada, pero al ver que no podía ser el centro, porque estorbaría para que el nido fuera perfecto, tenía que dejar la visión abierta… así que tampoco funcionó.

Llegué a tu cabeza, el ruido de tu interior no da espacio para que intente quedar~me allí… tampoco funcionó…

Estoy afuera, muy afuera de tu cuerpo, algunos lo llaman cuerpo aurico, otros cuerpo astral, mil formas habrán de existir para llamarlo pero…, yo sigo insistiendo; en hacer mi nido en ti, en tu energía, en la magia que te caracteriza, en esa forma particular de ver la vida; sigo revoloteando, a ver si lo consigo.

~…cartas para eL… ((Fragilidad))

…me preguntas: qué haré cuando no estés. Yo, en vez de hacer~me la indiferente, y poder decirte; me importa un carajo, si estás o no… lo que hago es desvanecer, me tiemblan las manos, el pecho se me agita, mis labios vibran jadeando un llanto imparable. Me dices; no me llores…, e intento contestar~te y decir~te: que para mí a las personas se le lloran en vida, con sus alegrías y con sus tristezas. Esa soy yo, honro la vida, porque cuando te mueras, no podré expresar~te, no podrás ver toda mi verdad, la que es solo para ti. Así qué no esperes, que te llore muerto. Te lloraré vivo, por todo lo bonito, por todo lo esencial, por todo lo que representas en mí… porque me da la gana, de dejar salir mis emociones sin filtro. Porque mereces saber que alguien te quiere, sin esperar nada de ti. Porque cuando camine, y ya no estés presente, no podre mostrar~te las imágenes que me recuerda a ti, ni podré contar~te lo que significó hacer algo… Cuando ya no estés en este plano, y estés con tu verdadero amor, siendo eternos… Yo, lo que haré será sonreír~te y vivir~te; de otra manera mucho más profunda. Y, cuando el descanso, me llegue a mi también, porque algún día me alcanzará, espero con ilusión, ver~les aunque sea una fantasía… Quisiera sentir~me con la certeza, que te devolveré cada buen gesto cariñoso que tuviste conmigo. Cuando la existencia diga que tu tiempo termino, no puedo mentir~te me costará dejar~te partir, pero lo haré. Con el infinito amor, que tu vida representa en la mía.

~…Disculpa el quiebre de mi espíritu, cuando lo sientes, como ahora en estas líneas, solo son la muestra de la fortaleza que sostiene todo lo que siento por ti…!~

~…Telaraña Mental~

(. . .)

Inventa historias infantiles

con la sombra de los demás.

Siente el abrazo infinito

del des~tiempo que mece

las siluetas.

~Ella, se ríe sola~.

Escucha los grillos,

baila alrededor de ellos.

Observa como salen;

las arañas, para subir~se

sobre sus piernas…

~…síndrome la gallina turuleca~

La tomaron de loca, la juzgaron, la marcaron y fue motivo de burla… ella daba vueltas haciendo como una gallina. ¿Qué la llevo hacer como gallina al rededor de la gente? Los especialistas intentaron descifrar, como una mujer que estuvo en estado vegetativo, luego al despertar agonizaba, y en más de una ocasión intentó morir. Examinaban el caso no podían creer que despertará de repente y con el “síntoma de la gallina turuleca”. Nadie comprendía, ella encontró una manera de expresar todo lo que le laceraba por dentro. Ocultó sus miedos con una apariencia falsa, lo que con el tiempo de tanto fingir fortaleza se fue convirtiendo en real. Le hicieron estudios, la sometían a largas horas… Al final, no entendían esa especie de mundo abstracto, un prisma desconocido, que impulsaba su espíritu a seguir. Sin olvidar la ambigüedad que posee su Alma. Esos silencios que le calcinan el corazón, esa gritería que sacan toda su furia hacia fuera. Toda esa maraña de malas elecciones, la tempestad que rodea su mente limitada para algunos. Dar vueltas en círculos simboliza lo recurrente de volver hacia su propio abismo, como si no hubiera salida. Cacarear es el llanto interno de su cobardía, de no atrever abrir las alas más allá que para brincar. El flexionar las rodillas subir y bajar el pecho es la muestra que no puede con el propio peso que carga en su cuerpo, para desplegar su vuelo. Hacer de tonta al rededor de las personas le dio la libertad que necesita su mente, la risa como método de sanación. ¿Acaso eso podría ser posible? ¿Quién la inspiró? ¿Cómo lo logró? Me decidí a tener una conversación con ella a su estilo con cacareo, con honestidad, usando sólo el sentir, para comunicarnos. La verdad experimentar lo que su ser siente, ese poder de como lo consiguió, me dejó atónita por un rato. Todo empezó de la manera más sencilla, un ser humano se detuvo. ¿Y? Lo que sigue es un poco obtuso de comprender. Ese ser humano escuchó los paradigmas de su mente, y luego la enfrentó de manera cruda, sin pasar la mano. Le devolvió su poder, y podríamos preguntarnos ¿qué tiene de poder hacer como una gallina, al rededor de las personas, y que puede producir? Tiene toda la sabiduría encriptada y solo si te atreves hacerlo lo experimentas. Es romper con la seriedad del día a día, es cortar con la imagen de perfección, es quitar el estrés al que está tenso, salvar al que está muriendo por dentro con su calamidad. Es decir esta aquí, lo controlas, de aquí en adelante no. Es soltar el medidor del dolor, robar un instante a la reacción del otro. Al final, yo también hubiera querido ser encontrada por ese ser, que motivó; cambio, reto, y le dio la libertad de la aceptación. Jugó y hurgó en su mente, con algo más potente que el “síndrome de la gallina turuleca”. Estar motivado en la vida, es algo más allá de lo que vemos, los seres humanos necesitamos creer así sea en nosotros mismos. Hacer algo, creyendo que transmitirá energía, sanación, amor incondicional ((sin etiquetas)) simplemente amor, en su estado más puro. Hace que cualquier persona quiera vivir aunque sea un instante: ” el síndrome de la gallina turuleca”.

~…en busca~

Hace mucho tiempo publiqué, parte de mi historia con mi condición de salud. Hoy quiero alabar mis pequeños logros que nadie puede saber lo jodidos que son, lo qué pasa durante, y después de conseguir dar unos cuantos paso más. Sacar fuerzas, cuando el dolor me quiebra con una sonrisa, al parecer que no es gran cosa, pero lo es todo. Pararme de la maldita cama fue y es un desafío constante. Perder la piel con el roce del “mago” que acompaña mi pie. Los ardores, que corrompen mi espíritu, esos espasmos que tiran de mi cabeza, hasta las piernas dejándome sin fuerza. Esos momentos que mi pie caído, hace lo que le da la gana como si se tratara de tener personalidad propia y brinca, empuja hacia abajo, tiembla y no soporta… ni por un instante el resto de mi cuerpo, dejándome casi al punto del desmayo. Y que decir de el síndrome equino caudal (dolor en el ano) vamos literal dolor en lo que llamamos culo… sin éxtasis ninguno un abuso a mi evolución. Tengo una sátira en el cuerpo, que logra aturdir tantos mis sentidos, que siento que el tiempo pasa y yo sigo en un perpetuo letargo, perdiéndome de todo. Los momentos buenos los exprimo como si no tuvieran fin, porque sé que el momento de recaída es sumamente duro. Doblegó mis aguantes y me aguanto a mi propio ritmo. Soy bestia a la hora de aguantar dolor, le he retado todo pronóstico médico, me la juego como si estuviera compitiendo por un premio. Ver la cara de mi cirujano desencajado y diciendo: “Aileen, eres una jodienda… Aileen, no se lo que estás haciendo, pero no dejes de hacerlo, o decir Aileen no olvides que tienes media columna jodida y no te puedo hacer toda porque quedarías tesa”… Me gusta sacarle sonrisa a mi cirujano, y a mis doctores de seguimiento, aunque sabemos que me estoy montando en una cuerda muy floja, donde si me resbalo las consecuencia no serán las risas. Me subo a donde no puedo, me muevo aunque mi cuerpo dice no más, respétame. Le falto el respeto con demencia total. Le juro cuidarlo y lo descuido; porque soy una persona adversa, llena de contrariedades. Con unas ganas de sanar y de morir al mismo tiempo. Porque todo depende como se vean las cosas y para mí… a veces solo te liberas de situaciones al morir. Volviendo al tema, cada vez que consigo retar o lograr algo en mi cuerpo me rompo en pedazos, como si se rompiera un conjuro. Tengo que volver a el ritual de reprogramarme, y nunca vuelvo igual. Está vez, valio el respiro de vida de ese instante donde el cielo estaba apunto de rugir su llanto, y yo consagrada a mi sentir, con mi corazón lleno de peticiones arrojándolas por el acantilado… Dando pasos por mi y por los que necesitan salud, en especial alguien que llevo muy adentro. Me sentía con ánimo de gritar, porque solo era mi eco con el mar, el lugar desolado, la tormenta a punto de llegar y el viento empujando cualquier cosa que pudiera usar de la evidencia, para que no dijera que estuve allí… Ese día precioso gris… furia pura que levantaba mis cabellos. Sigo siendo la que va en contra su obesidad, sigo siendo la que desafía para mejorar su problema con la médula espinal. La que trae rabia y amor en las entrañas… me celebraré, yo misma que esta vez. A pesar de que la amenaza del tiempo era tan contra producente, como el riesgo del camino que para cualquier persona saludable no tendría mucha dificultad, me lo subí dos veces, brindando y apostando porque los Milagros los hacemos con Voluntad. Espérame acantilado que aún tú y yo no hemos terminado….

~…almico~

Deslizar las manos sobre el cuerpo de otro, es una de las bendiciones, que mi ser conoce. Un lenguaje mudo, movido por el respeto. Mis manos hablaban al espíritu de las personas, sin tanta contrariedad. Con toda persona con la cual conecté, de una forma íntegra, auténtica y algo misteriosa… La mente humana busca respuestas, palabras, acciones y mucho más… Tendemos a etiquetar los sentimientos, para poder poner prioridad en elegir, incluso hasta como compartirnos, la mitad de las cosas que digo, expreso o manifiesto con sentidos, son incomprensibles. Cuando miro alguien, lo hago digamos; “que abro un puente invisible“, para que se entienda, de energía… no me gusta la multitud todo el tiempo, porque se pierde esa esencia de lo que soy… Me encanta poder conectar con la emoción de otro ser humano, aunque eso signifique perderme en muchos sentidos… No conozco la protección, no me interesa, todos de alguna forma la vamos adquiriendo, queramos o no… porque nos inculcan que debemos cuidarnos, a no decirlo todo. A no expresar demasiado sentimiento, a no vernos vulnerables. Me cuesta creer que siendo los seres que somos en este planeta tierra, con la oportunidad que tenemos tan Grande de expresarnos claramente, lo que sentimos, lo que nos gusta y lo que no. Tengamos que recurrir a la mentira, y a cosas mucho más bajas que esas… Nunca me veo superior a otro ser vivo, creo en que la naturaleza es mi “todo, es la deidad a la que le sirvo“. Respeto la creencia de otros, porque es su sentir, y eso los hace maravillosos, tal como son… Cuando alguien me duele, le busco, cuando alguien me lastima, me acerco… y muchos entenderán que esto está mal… en mi forma honesta de sentirlo. Me pregunto ¿qué lo lleva a hacer así?… Crecí en una familia de pocos modales, donde lo que me enseñaron fue a trabajar duro, hay una frase muy seguida que se repetía: “el que no trabaja no tiene nada, y no vale nada”. Yo, siempre rompiéndole los moldes le quería demostrar, que el valor de un ser humano no estaba en su trabajo, sino en su esencia. Aunque el trabajo honra y ayuda a ser mejores, por eso que llama “terapia ocupacional”. El trabajo es una cierta capacidad de mantenerte en movimiento. Siempre he sido aislada, de uno en uno… Lo poco que se me lo he aprendido con dificultad, por mi cuenta. Mi manera no es lo corriente digamos, me pierdo en el sentir, le doy demasiada importancia a las emociones; hipersensibilidad le llaman algunos. No tengo idea… Me atrae lo malo, lo jodido, lo difícil y lo bueno. Me gusta saber que lleva alguien a cometer tortura (dirán morbo puro) quizás si, quizás no… Todo depende que siente mi ser, en ese momento, curiosidad tal vez; pero va mucho más allá de eso. Trato de hacer una especie de Sanación en mi Ser. Pienso, que si conozco la historia de alguien, incluso la de la humanidad que bastante que rompe, algo en mi, pudiera invitarme a ser mejor Ser Humano. No tengo experiencia en casi nada, lo qué hay en mi son marañas de sentimientos, entretejidos invisibles, capacidad; para sentir una vida dentro de otra vida, mucho sentimiento de Honrar la Esencia del que está, del que estuvo y de los que vendrán… Es complejo escribir algo que no tiene traducción a letras, ni a palabras… Se trata de interconectar con el Alma de otra persona, respetarla; amarla y sobretodo comprender, tolerar mucho más sus defectos, sus vacíos, sus demonios y su faltas de todo. Porqué al final, solo quedará ese latido genuino, perpetuado en la vida de los seres que realmente te abres con Afecto y Honor.

~…Te hablo a ti~

Vientre, que has estado tanto tiempo vacío.

A toda la feminidad que me habita, te has robado trozos de quién no te pertenece….

¿Por qué quieres germinar la semilla?

Si no vengo del mundo de las princesas.

¿Qué haces?

~Latiendo, vibrando, creando~…

La flores de mis ovarios se están abriendo, el río de mis adentro es un torrente imparable

Estás gritando… ~¡Estoy Viva!~

Ha emergido la Ofrenda con Grato Olor Sagrado, me desviste mis sentidos…

Mi matriz está apretada, crece en mi útero el Amor Consagrado a la creencia de los Milagros.

Tengo mis manos bendiciendo el Vergel.

Enaltece el espíritu, vive, resplandece, que serás huella esparcida por el Uni~verso.

~…¿nos lleva~mos?~

Me preguntaba…

¿Será el Sol celoso?

¿Le darán celos; de qué el viento la acaricie, y la despeine?

¿Será caprichosa la arena, que se mete entre sus piernas?

¿Será el mar quién más satisfacción se lleva?

En el vaivén de su oleaje, meciendo sus caderas, para degustar la frescura de su cuerpo.

¿Será qué los elementos, nos hacen el amor…y cada día nos lleva~mos ,un poco de su éxtasis incrustado en la médula?

~…transmutar~

Se puede soltar; el espíritu en el borde del acantilado. Existen caídas libres, el alma posee la capacidad de resiliencia. Así como la naturaleza, somos seres de transmutación. Usar la energía, para ayudar~te, y ayudar a otros. Hacer el camino, dejando una huella positiva, para los que vienen atrás vean tus pasos y puedan honrar la vida

~…armonizar~

Intentaba escapar de los tormentos, arroja sus recuerdos en cenizas hacia el mar.

Respiro de vida, de ausencias; incertidumbres hambrientas carcomen, el elixir de su vida.

Llega la brizna de un des~tiempo, acaricia su rostro, dejando el brío de todo lo Esencial

Cuando dejo de buscar, se re~concilió con su ser.

~…cartas para eL~ (honestidad)

Quiero escribirle, a el sentir que me llevó a ti. Pocas veces leo, muy pocas me detengo en otros, no es egoísmo, en que no me dan los ojos para todo lo que quiero atrapar… Llegue a ti, en abril… y en mayo decidí que tenía que hacer un contacto contigo. Me leí cada publicación que tenía, derivé el miedo que me da acércame a un desconocido, porque la fuerza bruta, me atraía más… Era cada línea brusca un ven, era cada relato escrito desde el dolor, que lograba dolerme. Empecé a verte sin conocerte, ya te estaba absorbiendo en todos los sentidos. Sin que hubiera un rostro al cual pudiera asignar todo ese mundo que se despertaba en mí. Puedo asegurar que entre el llanto y la risa se bandeaba mis emociones. No pude más… quise establecer contacto, empecé por unos comentarios que no fueran vacíos, que lograran llamar tu atención, admito que todo fue bien calculado. Luego el próximo paso, buscar donde más podía seguirte fuera de WordPress, necesitaba sentir la cercanía. Parece que fui bastante elocuente con mis pasos, uno tras otro. Y allí estabas, siguiéndome para atrás en Twitter, era momento de acércame un poco más, reconozco que esto es bastante obsesivo, pero no podía detenerme. Todo indicaba que me acercara un poco más… y en ese contacto, fue cuando perdí todo control de mi… Empezó el trato, pero nada era como yo dictaba desde eso que me acercaba a ti. Me di cuenta que eras un brujo, que me sacabas sonrisas, que conocías muy bien tu labia, aún así yo iba en espiral hacia tus brazos. Mostrando mi pequeño vínculo con el mundo, el que ocultaba tras mi dualidad. Mi ser pretendía robarte verdades, y no fue así, solo me abriste como se abre una flor al amanecer y me fuiste llevando y bebiendo… Has tomado tanto de mi, como yo de ti. Siempre te he preguntado ¿que tienes? Me he puesto de rodilla ante la divinidad, para pedir por ti, sin saber que es lo que nos roba los instantes de tu vida. Estoy perdida en un amor profundo, abro mi mente a ti, porque mi corazón ya te lo entregué. Te he suplicado con inteligencia y sin ella. He sido violenta, maldita, en otras ocasiones sutil, eso sí siempre transparente, cómo estás palabras públicas que son para ti. Mi alma vaga, brujo a tu lado todos los días, estoy llena de energía positiva y a la misma vez estoy cansada. De que sea mi ser superior quien me mande información que no puedo confirmar, porque te niegas a que sepa la verdad. Y juro que por momentos lo entiendo, así como cuando decides apartarme, para que mi ser no sufra por ti. No sé hacer más nada que sentir, no me muevo si no lo siento, no hablo si no lo siento, nadie puede empujarme hacer nada, si no lo siento… Vivo desde ese auténtico motivo. Escribo lo que me vivo, entre mis fantasías y realidad, pero solo las escribo porque las siento… si no siento, no quiero estar en la vida. Así de sencillo… Y a ti, te he sentido dentro, te llevo muy adentro… Un eco que ocupa mi pequeño mundo, un suspiro que me estremece mis partes. Me gustaría aprender a cuidarte, a amarte como necesitas, porque al final a eso fue que vine a tocar la puerta de tu corazón. Y sabía que la enfermedad te rondaba los días, te amargaba la vida, pero te recuerdo tu vida, sigue siendo digna de ser valorada y honrada… Sintiendo los latidos apresurados de un tic~tac al cual no logró llegar… aún así te sigo… a~mor~discando, el alma.

Con profunda sinceridad, deseando que tu ser sane y sigas andando libre…!

~…oscurece~

Está oscureciendo, y llega a mi mente tu recuerdo. ¿Como estarás en tu mundo oscuro? Hace algún tiempo hablamos, me sacaste auténticas carcajadas en medio de mi dolor. Ambos sabemos, que nuestros encuentros tienen un aire de todo lo oculto, un lenguaje inédito. Tú me lees los deseos, tu cuerpo resopla sobre mi visceral sentir. Aunque ambos sabemos que no podemos deslizar nuestras rabias, sobre nuestra piel. Ardemos con el verso mordiéndonos las emociones, tu mundo opacado por estar ciego y el mío limitado por mi columna. Bello instante donde nos olvidamos de las verdades y nos decimos mentiras. Cuando jugamos a escribirnos historias, que derriban la realidad. Me apretujas por la cintura de mis placeres, me comes la boca muy lento, al ritmo de tu música. Perforas mi metáfora y la hace tuya… porque al final. No tengo más qué… la fantasía, y el placer de llamarte amigo.

~…el día~

El día que no consiga, emocionarme al buscarte con mi precisión, partiré… Me iré por la orilla del Mar, para que mis huellas se pierdan… será muy fácil, olvidar que estuve en ti. Siempre he sido yo…, quien guarda los recuerdos, quien se queda a mirarte. No extrañarás, el cobijo de mi amor en ti. Tampoco añorarás las vagas respuestas que puedo ofrendarte. Simplemente me llevaré todo mi sentimiento, lo meteré en mi mochila, te soplaré unos besos, desde lo más profundo de mi ser. Arrojaré la cámara al mar… la espuma siempre me recordará el olor a océano que traes en tu cuerpo. Así que iré en retirada, hacia otra morada, donde habite lo natural.

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑