~…chalada~

Photo by Vestio

Enamorada de la nada.

Hago gárgaras de bruma.

Mastico hojas secas…

Danzo en charcos nebulosos.

Brincan sapos sobre mi pubis.

Cientos de lloviznas furiosas

re~corren mis ovarios.

Foto colaboración de Vestio

Anuncios

~…mordida~

Photo by Vestio

A veces,

olvido que tu nombre

vibra en el contoneo

de mis caderas.

A veces,

el viento me recuerda

que tú eres libre y vives

como los ermitaños.

A veces,

llegan recuerdos

detalles grabados,

entonces tengo todo

lo que necesito para seguir

…,res~pi~rán~do~te.

A veces,

me muerdes el fruto

dejándome viva.

Foto colaboración de Vestio

~…corroída~

Photo by Vestio

Estoy atada al moho, y al hongo que crece en donde los amantes se juran promesas.

Aunque mis vaivenes femeninos viven desojándose en el tiempo.

Mi nombre resuena entre los metales, en cada juramento de amor.

Soy testigo de su bendición.

Pese que en mí crezca enredaderas de púas y mis adentros estén rotos.

Les observo con la grandeza que es tener la ofrenda amorosa.

Foto colaboración de Vestio

~…hambre y sed~

Tengo el cuerpo

agrietado por la sequía.

Mis entrañas tienen frío,

por la desolación.

Quiero magma

re~corriendo mi cuenco.

Mis pulmones quieren

el respiro de otro aliento.

Grieta en mis vértebras

mis poros anhelan

la semilla de sus besos.

~…más allá de lo trivial~

Me puede hablar de la red de narcos que está en todo su apogeo, de los políticos robando, o de la alta tendencia suicida.

Puede contarme de todos los juegos de moda, de todos los “influencers” que suman sus cuentas de banco.

Puede venir la vecina que hace años perdió la cabeza a robar las fresas que me regala, comérselas frente a mi… y no cambiará la estimulación de mis pezones.

Ni el deseo innato con el que mi cuerpo se despierta al verle.

~…desgarro de mis plumas~

El día que duermas

… se desprenderán mis alas.

Humedeceré las plumas en el desgarro.

Te acariciaré con los versos al vuelo dolido.

Musitaré las armonías del viento,

las que dejé de gemir.

Habrá desaparecido la arrogancia

de los mutismos que nos alejan.

No te escocerá el alma, ni existirán

sollozos de agonía.

Encontraré más de tresmil razones

para sonreírte.

…el desgarro de mis alas serán tu Libertad.

~…infinita posibilidad~

(. . . )

vencer la guerra de un firmamento que titila oportunidades.

Abandonar el vivir soñando con un re~encuentro con las estrellas.

Deshojar las membranas de la tierra.

Arar todo riesgo de contención.

Liberar el dique que esclavisa los vientos de los amantes condicionados.

Hilvanar con las pestañas los delirios húmedos.

… enfurecidas entrañas destejiendo, creencias, mitos…

Seduciendo los adentros con las diversas ocasiones.

Ser consciente del acto puro, que divide las palpitaciones de su esencia y la mía.

~…Caricias~

Si una caricia tan sólo fuera un roce de piel…

Iría falta de contenido su existencia.

Si desconociera la magnitud de su fuerza…

No asombraría la belleza de su inmensidad.

Una caricia jamás es solo una caricia, ellas traspasan la noche, perduran después del amanecer.

Una caricia siempre tentará a desear más y más…

Se te inflarán los labios anhelando el sabor envolvente de los besos.

Al conjurar tus manos, se volverán aspaviento.

Tu alma querrá comerse a mordiscos otras caricias.

…en el contoneo descubrirás el deshacer que traen consigo las caricias.

~…de malvados~

Avienta por esa boca sabrosa, las barbaridades que puedas.

Súbete al pedestal más alto.

Toma cada insignia de poder.

Tatúate los méritos en el pecho.

Hazte más fuerte arrasando la debilidad del otro…, masacra los sentires ajenos.

Juega, con las mentes sin entusiasmo, dale con fuerza, con todo lo que tengas…

¡No te detengas! ¡Bravo!

( . . . )

ufff ¡Vaya qué Grande!

La vida no es estática, en cualquier vuelta quedas abajo.

Te aseguro que te dolerá tanto…, como a todos los que hiciste miserables durante el trayecto.

~…a su forma~

…eres como un juego de misión con el tiempo contado.

Como un traga moneda que se queda atorado.

…eres así como los simuladores, ya tienes códigos integrados.

Como un control remoto, que antes de que se acaben las pilas empieza a joder.

…eres así como un tractor con mucha potencia, con cuchillas bien afiladas, y carretón de gran espacio.

Como un formula 1, que se revienta en la primera curva, haciendo arder a unos cuantos más.

…eres como el director de la orquesta, que cuando le da la gana dirige a otro ritmo.

Como si las notas se fueran de vacaciones del pentagrama.

~…des~enredada~

Vi caer todas las lágrimas sobre mi sexo.

Aproveché la humedad que corría por mi piel.

Desenrede mis dedos que buscaban su cuerpo.

La piel de mis muslos color canela brillaba.

Todo mi esternón tenía encajado su nombre.

Sensaciones (((entre-~cortadas))), aguardando,

haber si llegaba.

Te esperaba como el viento sublime, para que

subieras por mis vertientes.

Tenerte tan adentro, sin apretarte es una tortura.

Seguí el movimiento involuntario de mis manos

inquietas, sedientas de amor.

El tempo de mis caderas, junto con el gemir de mis cuerdas, alocadas pidiéndo~te…

~…(mi) naturaleza~

En un espacio tiempo…, a la espera.

Aunque mis ansias de mujer no son secretos que se guarden en el cajón de nadie.

Los encantos de mi divinidad florecen, no soy la entrega de cualquier jardinero.

Ni cualquier sol me nutre las raíces, mis pétalos necesitan más que una simple mirada.

Mucho más que un simple roce de palabras.

Quiero sentir la sombra de quién reclaman mis entrañas, para mostrar~nos la generosidad, y desperfectos.

La conjunción ideal será el instante en donde mis pétalos se abran para acariciar, el tallo de su fuerza.

Mi terreno húmedo se prepara para que germine~mos juntos.

~…danza de mis papilas.~ (ejercicio del recuerdo de un sabor)

Pepitas Negras sobre el anaranjado ocre

las llevo buscando desde mi infancia,

pero no las encuentro.

He tenido que perfumar mi agua

con polvos de colorantes

sabor azucarado que podría

provocar un coma diabético.

Nada parecido a tocar la textura

del fruto fresco.

…y ese olor, embriagante que prepara

mis papilas al gusto de perderme en tu sabrosura.

Amada parcha,

¿dónde puedo encontrarte?

Haciendo de tu enredadera un problema

para los humanos.

Mientras que para mí eras la sensación

amarga que hacía de mi niñez una danza gustativa.

~…vagabundear~

Acabó la fantasía, que hacía eco en mi cabeza.

Aterrizaje sin despegue, salí estrellándome.

No he tenido punto de anclaje, cuando necesité nadie estuvo.

…las millas hacen desgarros en puntos inexactos del cuerpo.

Ruptura, eres tan constante conmigo, que decidí abrazarme a todo lo roto de mi ser.

En pedazos he de reconocerme, vacía de toda existencia, y de seres a los cuales le importe.

La voz de mi soledad herida, deambula por mis entrañas.

Sin ilusión, se ha de vivir mejor… la ausencia de la esperanza debe ayudar a desdibujar el miedo.

…¿qué dejará el quebranto más allá del vacío?

~…muchedumbre~

Enamorada de su sombra, es una búsqueda que calcina, un recorrido detrás de sus pasos.

Le ha pedido al óxido de sus huesos que se quede…, susurrándo~le; ¡hazme el amor!

En las llamas de la espera se ha desmoronado su alma.

Nunca llegará, el amor viaja en su atmósfera.

Aunque sabe que no pertenece a esa magia, que le crece en su mundo expansivo.

En sus multi~virtudes, cuando el espíritu se desdobla, le ama con todo lo que es…

Sin el egoísmo de la pertenencia, aún sabiendo su propia necesidad.

Se reconoce hecha de amor…, y el amor siempre celebra la existencia de lo grandioso.

Cuando la entrega de lo esencial no alcance; contempla, ama la libertad de sentir; la dicha de que su latido respira…, de su verdadera inmensidad.

~…deshojando la falsedad~

He dormido en ti.

Te llame vida, te proclamé; ¡mi amor!

Me desvestí frente a tu lujuriosa mirada.

Nos absorbi~mos las ganas, más allá de un vaivén pélvico des~controlado.

Nos cata~mos las penas, no porque nos hiciera más exquisito.

Simple~mente, no hacía falta escudo.

Esta vez ninguno de los dos le sonreía~mos a la desdicha con la cara de la falsedad.

Dormí en la caricia de la verdad, que sobre~pasa la piel…

Estruja~mos en la tierra lo verídico, lo injusto que nos acorta los días.

…todo el Tiempo me peleo con la vida, re~clamando una tregua, para lo que considero hermoso, o sea para ti.

~…pulpa~

Debajo de tu carne,

el misterio que me alumbra.

Encima de tu piel,

el vibrato de lo exquisito.

En los adentros los espirales

que nos habitan.

En las afueras el compás,

el gemido al unísono.

~Más y más adentro~,

se junta lo cálido,

el mejor instante para crecer~nos.

~…de raíz~

Mordiendo el germen de su esencia.

Germinó…, puedo recoger la cosecha.

En el huerto de sus placeres se abanica

nuestros encantos.

Es la melodía que rasga cada vértebra.

Nacen los sentidos de la certidumbre,

y se anidan los versos, con los cuales

nos hemos ido comiendo los labios.

~…lo que le acrecienta~

Te vi allí,

catador de instantes.

Me encontré con el olivo

que crece en tu amado

mar mediterráneo.

Escuché el gemido

de tus palabras…

Esas que aprietan

con sabiduría.

Tu lengua flota sobre

cualquier línea.

Es tu decir el que mece

al viento.

Tus manos desenredan

la curva, sin dejar ni un respiro

intacto.

~…taciturno~

Le encantan los lugares majestuosos.

Se adentra a sus maravillas.

Es un viajero taciturno.

Por más que se le quiera.

Sus delirios declaman, ausencia, piden amor, pero…

Esperan la belleza del re~encuentro.

~…sin retorno~

Photo by Vestio
Me perdí

…En el beso que salía mientras articulabas silenciosa~mente que me querías.

Atrapé la emoción perdida; la murmuré en el lado izquierdo de tu pecho .

~Tac~to~|in~vi~si~ble~…

Creado de la fuente donde fluyen las sensaciones.

No lo puedes rechazar atraviesa sin cesar, la magia del interior.

Me perdí… al verte, al escuchar~te, me volví arte de tu oleaje salvaje.

Confieso que en el vaivén de tu verso, me siento viva….

Foto colaboración de Vestio

~…llevo~

Photo by: Vestio

…Tiempo mordiendo las artimañas que le crecen alrededor.

Arde las papilas gustativas de mi lengua, aún así saboreo, la salvia de sus encantos.

He relamido los pecados de su esencia, con caricias nocturnas, le voy sanando.

Me apetece morder~le los tumultos, donde nacen sus demonios, quebrantar~los a mordiscos.

Quiero verle el brío de su amanecer, solo con sombras tenues.

Se que sale entre los montes, cuando el sol se eclipsa, entona sus mejores melodías para encantar su valle de seres místicos.

Foto colaboración de Vestio

~…siempre más~

Cuando observo tu cuerpo, frente a mi.

Mis pezones empuñan la sabiduría femenina.

Tu voz de estruendo se adentra a mis paredes íntimas.

Todo se hace sentir vivo…, así como la tierra hace florecer el vergel.

Mi grieta hace eco de tu ~((nombre))~, con anhelos de saborear, tu virilidad una vez más.

…cada vez llevar~te, más y más a lo profundo…!

~…innato~

…después de ti,

el ~Si~len~cio~.

Punzada inherente.

No desaparece

tu presencia.

Eres la fuerza

Vibrante emergiendo

En mi vientre.

Después de ti.

la espera del regreso.

Mientras tanto

me tatuó tus frases;

en mis ardientes

senos que te llaman,

e invita a que te quedes;

una noche más….

~…calar~

Forever Aileen

Huele a tierra húmeda.

Llueve delicioso,

~ pal~pi~ta~cio~nes~

agudas.

Las hojas verde; destilan

sublimidad cristalina…

Empapo las manos;

~Res~pi~ro~, ((vi~da)).

Esta noche bailarán

gotas sobre mi techo…

Nadie notará el gemido

quebrantando mi cuerpo.

…el desprecio del abandono,

estará penetrando mi alma.

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑