~•…visito a muertos ajenos•~

Photo by: DJRR

Paranoia, persecución mental.

Sacudidas, empujones hacia el abismo.

Misterio del quebranto…, fragilidad en el espíritu.

He sabido llorar con fe, y sin ella… dos mundos contradictorios.

Definitivo uno duele más que otro, he andado arrastrándome como culebra.

He suplicado, añorado, necesitado y también he dañado.

Ser víctima no es mi fuerte, porqué para tumbarme hace falta grandes artilleros.

Aún así, no niego de dónde vengo, de donde probable~mente, vuelva una y otra vez.

La batalla más grande la tengo en la cúspide de mis seis pies, entiéndase en mi cerebro.

Cada paso, pa’ alante y pa’ atrás a costado lo suyo.

Más allá de todo…, cuando nada queda mi gigante tamaño se vuelve diminuto.

Al salir de la oscuridad, lo primero que hago es descalzar mi pie “bueno”, para ponerlo sobre la tierra donde descansan los muertos.

No le veo sentido a casi nada, pero cuando camino entre los que ya no están, que a ninguno conozco.

Sintiendo ese eco…, de sus ausencias pues ya su tiempo pasó.

Me re~encuentro con algo, divino que me invita a intentarlo una vez más.

Poner el desastre en orden no es fácil, pero hay que ponerle el corazón a cada esfuerzo y a cada paso.

Agradecer a esas almas que desde el más allá impulsan a un palpitar, que muchas veces se rinde en la oscuridad de su habitación.

Me nace la gratitud, la belleza de ir…, a el contacto con lo natural, por los que ya se fueron, por los que se irán pronto y no tendrán otra oportunidad.

Respiro de la esencia de lo que fue y seguirá siendo la vida.

Sin restarle, nada a cada vida con la que no me crucé ,y con las que me cruzaré o jamás lo haga.

(. . .)

Photo by: DRR

Anuncios

•Pausa•

Estaré fuera de los blogs y de las redes por un periodo.

La persona con quien compartía mi día a día por este medio quien considero un excelente y tremendo ser humano.

Quién me prestaba sus ojos para ver, el mundo y colaboraba con sus fotos, entre tantas otras cosas.

Se ha sentido ofendido, asfixiado por mi, no tengo nada que opinar al respecto.

Solo mis fortaleza interior, no está para traumas emocionales.

Por ende, dejo los blogs unos días, semanas o lo que sea necesario.

No sin antes agradecerle a Vestio Alonieco recomiendo que lo sigan apoyando, su arte para la creación no tiene límite.

Todo lo positivo que aporto a mi vida y al día a día.

Pásenla bien, no sean personas atrapadas en las emociones, como lo soy yo.

•Fotografía colaboración de Vestio ~ con el amor más grande que puede habitarme te agradezco.

•Infectada•

Photo by Vestio

De la raíz más quebrada salió mi hoja, temblorosa, envenenada.

Los gusanos cerraron mi hoja, inmersa en mi dolor, carcomida por los ardores de los celos.

El pronóstico de vida era muy corto, y mi amor por el tronco estaba herido.

El veneno corría hasta las raíces, veía como enfermaba las horas y minutos que el árbol me podía ofrecer su respiro.

Elevaba oraciones pedía clemencia, a que mi hoja fuera como las demás, que tuviera frescura, elegancia en su brillo.

Que fuera capaz de desprenderse del árbol sin sufrir…, pero estaba poseída por la envidia.

El desamor me pegó hasta la médula.

En la lucha por estar pedí; que el Sol quemará mi hoja pronto, para ser disuelta, así volver a la tierra.

Quería pedir perdón antes de caer, quería deslizarme por aquel tronco, al que día con día admiraba.

El Sol, habló con el Viento e invitaron a la Lluvia…, para que todo pasara rápido, y así es como fui desprendida…

Me deslicé por sus arrugas, le besé con la furia de la naturaleza…, lloré, me gimieron los adentros, pero como hacía viento, llovía y el sol salió muy rápido.

Él ni se dio cuenta de toda la esencia que derramé.

~~~

•Fotografía colaboración de Vestio ~ con el amor más grande que puede habitarme te agradezco.

•Preñada de miseria•

Le escribí al dolor que aguarda en mis paredes.

Al resguardo de unos sentires insaciables, a el cúmulo de mis tormentos.

Frente a la gloria de mis pesares, me rendí.

Sin que exista la posibilidad de grandeza para un alma defectuosa.

No quepo en un mundo tan grande, sin embargo me acobijo en un cajón limitado.

La luz exterior me deja ciega, vuelvo al cuenco, a la grieta de mis adentros.

Sangra el delirio de una mente corroída por los designios de una creación…, que no supo enviarme armoniosa.

No señalo con el dedo las maldiciones acuesta, porque dice el empoderamiento, la psicología que todo está dentro de mi.

…y adentro solo retumban los ecos quebrados, la ansiedad, los espíritus encerrados, no encuentro donde abrirle el portal de mi ser, para que transiten.

Entre la psicosis, la fantasía, el creer y no creer.

El amor está manos vacías… así vibra mi vientre, a puro desgarro desprendido de no tener ovarios suficientes para hacerme de valor.

En el silencio y el ruido se jamaquea mi tornado.

Sigo estando sin estar, preñada de miseria, sin esperanza.

•~…sonido del alma~•

El espíritu…, tiene cadencia suena a lluvia.

Trae las esporas de la melancolía, impregnada en su mirada.

El silencio hace ruido ensordecedor de quienes rodean su hábitat.

Sentir y usar la empatía no siempre “sana”, a veces no libera.

Todo se escuece cuando observas al ser amado padeciendo sus dolores.

Quedar inmune para un corazón enamorado jamás será una solución.

Se inquietará, se sobresaltará hasta dolerse, porque quiere absorber toda desconformidad, si eso le abre la posibilidad de volver al sendero.

Cuando co~existimos en lo esencial, las incomodidades del otro también pasan hacer tuyas.

~…Ventanal~

Estado acobardada detrás de los barrotes de mi ser.

No he limpiado nunca la habitación que me cohabita las entrañas.

Le he visto pasar y cobarde me enamoré a medias…

Desde la oscuridad he llenado las paredes de mis fluidos, dedicaciones.

Sin sentir un poco de cariño de sinceridad.

Soy la burla de un mundo que corre afuera.

No tengo nada que ofrendar, si mi amor está muerto.

Rasgó el ventanal donde frotó mis instintos salvajes por tener algo más

… que muchos llaman libertad.

~…inesperado~

…tuve un recuerdo el único día que sentí, que me ofrendabas palabras sabias… estaba retorciéndome en el suelo de la cocina de dolor, te acercaste, y me dijiste; vuelve tu dolor arte, busca a Frida, o a otros que volvieron su dolor físico arte. ¡Exprésalo! …me quise quedar allí en el suelo, pensando ¿quien carajo era Frida y que me importaba? Perdí la noción del tiempo, así como lo vi desaparecer. Fui gateando hasta el cuarto, esas sensaciones extrañas, me sujeté de la cama y me subi a ella como pude. Busqué la tablet más cercana, puse en google Frida, mientras le gritaba: ¿Sabes el apellido de Frida? Y se escuchó; “Kahlo”. Me encontré sus cuadros y yo, retorcida de dolor con mis furias y maldiciones fuera, dándole puños a la cama contemplando su arte.

~…disipar~

Creías que era cierre mágico, tomaste con toda tu vileza, tiraste, separándo~me..

Desprendiendo mis dos lados, a uno le dijiste: no más…

Fui tan ilusa, corrí a despedir~me , a besar~le como nadie lo hacía.

Quedé vagando en un sin fin de pensamientos incomprensibles.

Agarraste la otra parte que quedaba de mi, la pegaste en aquel muro donde yacían las memorias de un tiempo.

Juraba que alguna parte de ti, tendría la magia para volver a cerrar las pelusas sueltas que re~corren por nuestros cuerpos.

El olor a muerto está muy cerca, solo se me pegan los espíritus que abandonan el cuerpo, ya no quiero darles respuestas.

El único toque que he tenido es cuando me abandonaste, adhiriéndo~me a la cerca.

Te he mirado de frente, temblorosa, absulutamente impregnada de cariño.

…solo se te ocurre moverme, a donde me de más humedad, para que el proceso de que el musgo me posea sea más rápido.

Tres cruces frente a mi, todas con tu bendición…, mientras que a mi me arrebataron el crucifijo que me protegía de las ánimas.

Me cruje la serpiente venenosa del desprecio.

Pido ferviente que se pudran los pedazos de velcro de mi ser para claudicar la historia.

~…hiriente~

Supuran las entrañas de la tierra.

Con la mezquindad del humano.

Contaminación en las mentes poderosas, dividen las lenguas, las fronteras.

Humillan al que tararea con una cacofonía particular de su sector.

Pintan banderas con el “yo soy de aquí”…

De donde pertenecemos, y hacia donde vamos.

No hay idiomas, ni dicción imperfecta.

Ni pasiones que perduren en la piel.

…volveremos a la nada.

Sin dividir el fragmento de donde se nos fueron dado los brotes de emociones.

~Agujero~

Vacié mi sentir

se agujeró

…mi corazón.

Mis latidos

están lacerados

tanto decir,

para encontrar

…el Silencio pun~zan~te.

~…a un segundo de tirar la toalla~

Sobre el “ring” de boxeo.

Contra mi propio cuerpo, lleva~mos años dándo~nos, de cantazos, algunas veces más suave otras más duro.

(. . .)

Pero siempre insertando el “jab” esta~mos, aquí en el “round” 10 y ambas nos tambalea~mos, mi contrincante es la médula espinal, y yo estoy haciéndole señales a el “manager” a ver si tiro la toalla.

Me tiene la cara llena de sangre, y no hay lugar en el cuerpo que no me duela.

Sí, hoy son de esos días qué tiraría la toalla, pero he visto fuera del “ring” a los que creen que soy buena tirando puños…, me sonríen y gritan mi nombre…

Me acordé que prometí no quitar~me, también a los que solo pueden mover los ojos, y aunque estoy muy cansada, adolorida hasta más no poder…

Tampoco puedo evitar que la sangre se mezcle con la furia, y las lágrimas se vuelvan potente fuerza de voluntad, para aún sin tener estamina alguna, estando casi sin oxigeno…

Me veo obligada meter~le, a este monstruoso dolor un “knockout”…

Porque hoy, no será el día que yo toque las puertas del cielo, esa se las sigo dejando a “Guns and Roses”.

~…desarraigo~

Me han extirpado tantas partes de mi, que ya no duele. Crecí con apegos, vine de fábrica con llantos eternos. Le di de comer a los cerdos que mimaban mi intimidad. Fueron traicioneros como mis entrañas. Juego de infamia, carece de gracia mis ovarios vacíos. Cuelga dolida mi matriz que cargó hijos ajenos. Huele a muerte, a desdicha, a deshonra. Contemplo lo que viene, y no me inmuto a interceder… lo mío era la entrega, la ala extendida. Ahora solo veo el puñado de dolor sobre mis sienes y los ojos que de no llorar queman la retina. Cristalizo lo inmortal de la esencia entregada, y lo demás que resurja del maldito dolor.

~…disfrazada de amiga~

Mi nombre es Morana, vengo a contarles los acontecimiento antes de mi accidente. Crecí rodeada del tumulto del ruido de una gran ciudad, nunca me gustó. Así que iba de la escuela a la casa. Le huía a la responsabilidad de la amistad, era un cargo al cual no podía responder, aunque Lia siempre me tuvo cerca, solo estaba ahí para de alguna forma asegurarse de las desgracias que me acontecían. Quería que mi llanto fuera más fuerte, me ofrecía una amistad llena de vejaciones a las cuales me sometí años tras años… Ella, quería mi amistad, porque no tenía tantos daños incrustados en el cuerpo, ni en el alma, para no aceptarla tal como era… Ambas éramos producto de la burla, ella siempre tuvo un cuerpo amorfo…, siempre quiso pertenecer al grupo de los populares, de la gente “cool”, pero nunca la aceptaron. Así que volvía humillada, me buscaba para meterme el dolor que sentía por todas partes que pudiera. Era incapaz de revelarme, no quería… yo creía que así se liberaba de su furia. Así que dejaba que la dejara sobre mi cuerpo, sobre mi ser, pensé que ella podría soltar el odio, la envidia que la carcomía día tras día… Lamentablemente, mi técnica era un verdadero fracaso, en horas de clases o lugares públicos no éramos amigas, y luego llegaba a mi casa, con toda la frustración se desquitaba. Yo fui creciendo, mis impulsos a pesar de mi debilidad emocional, de estar apartada del mundo, estaban allí mis deseos sexuales, las atracciones y los juegos. Esto enfurecía mucho a mi amiga, y no había persona a la cual no quisiera quitarme del camino, ni bajo su criterio existía alguien que ella pudiera ver como buena para mi… aún así me llegue a enamorar y tuve que elegir. Ella se fue molesta y hizo de su mundo despectivo, empezó a comprar a la gente para tener su atención se volvió parte de ella. Hace poco tuvo la dicha de saber de mis fracasos, de mi accidente, y le dijo; a un conocido, tenía unas taquillas para un concierto y hasta pensé invitar a Morana… Como estoy sola, y ya vi que ella también… El conocido sabiendo la maldad de sus palabras le dijo; en serio Lia, ¿qué te pasa? No sabes que Morana esta en estado crítico, cruzando la avenida en su silla de rueda la semana pasada, sufrió un grave accidente… Lia quedó sentada espantada de lo que escuchaba, le brotaron unas lágrimas, se repuso enseguida, y con su acostumbrado sarcasmo dijo; vaya, el mismo día que yo gritaba en el concierto con la silla vacía pensando que “Jodida estás Morana” que ni para ponerte a gritar servirías… Siempre sentí su presencia como alguien dañino, y aún estando tan mal, no me atrevería a desearle que fuera infeliz. Espero que tenga muchos más conciertos, sobretodo que vaya acompañada, y deje sobre el sillón de los malos recuerdos, lo que nunca podrá ser. Disfrutando el presente, sin tener que comprar a nadie. Si por años me ocultaste, dudo mucho que ahora que parezco de diferentes condiciones de salud, tan si quiera tengas el valor de compartir un café junto a mi…!

~Saudy vs Aileen~

Antes de “sacar” a Saudy de mi ser, escribí esto… Quizás en el fondo como dice el escrito jamás las podré separar… y solo es buscar el principio de una grieta y no el final de la misma… Hoy lo público porque puede ser interesante para algún especialista ” dejuegos” mentales…

No puedo contener el deseo sexual que me salta por los poros, el aroma sensual con el que se despierta mi cuerpo. Toda oscuridad tiene esencia… No tengo ganas de castigar~me, ni tampoco juzgar~me, porque ya me he condenado bastante. No se ocultar los deseos, me he tratado de esconder entre una piel gigante para que no me vean, he tratado de callar mis ganas, mis deseos… y no me sale… algunas personas huelen el deseo, las pasiones, entonces insisten, como si pudieran hallar un tesoro… y resulta que si, hay joyas preciosas en el interior, cuando te abres, cuando te sueltas del prejuicio del bien y el mal.

Ya sé que no soy correcta, y me he cansado de intentar serlo, de ser Fiel, primeramente a mis creencias y después a todo lo demás, pero me declaro contradictoria, ruin, dañina y con doble moral… me declaro absolutamente contradictoria, amante de la mitología y totalmente “atea”… me declaro pérdida entre el norte y el sur en un punto medio y no existe el pueblo para encontrar mi polo… me rindo al culto salvaje de mi cuerpo el que me tortura, me entrego a las fantasías que nacen y arden, muy adentro… me he mutilado el cuerpo, las entrañas con una sonrisa, y el llanto en el alma que no se detiene… he ido al cielo con las lenguas y las voces de los poetas y de la misma forma; he ido a puto infierno cuando llega el vacío del recuerdo y saberme lejana… algunos me despiertan más que otro, definitivo deben tener mucho adentro, contra~producente, dañino, jodido, para que yo sienta deseo y amor. Tengo un anhelo, quiero que me acaricien, con una página para que su filo me corte el cuerpo, para poder entender que la palabra tiene ruido y puede dañar con su sentir. Suelo venerar a las mujeres para esconder mi falta de tacto interior… es un lesbianismo oculto que me hace ser quien soy… a los hombres los trato con frialdad y distancia para no permitir~me, la bestialidad que quiere derribar~los. Me paseo entre dos mundos, quizás tres; el de los misterios, el del impulso y el del sagrado momento… vivo llorando, nadie lo ve, vivo histérica, pero ofrendo calma, vivo enojada, furiosa, rabiosa y con ganas… sin embargo vivo encerrada en mi mundo (cuatro paredes que aplastan) … No se estar en plena oscuridad sin recurrir a buscar las estrellas, y no se estar en el sol sin buscar la sombra y sus formas…

No busco el silencio, porque vivo en el, aunque estoy gritando y cantando, por qué las notas musicales hacen pausa, entonces; yo res~pi~ro, del aliento y la brusquedad de la vida, de los amores que no tengo, de esos deseos que alimentan mis entrañas… a esos profundos que he querido y les hecho el amor en la distancia, me ayudaron a sobre~vivir mis falsos amores, era sostenerme una mentira para sobrevivir. “Cuando le das, te lo das” ….y surge magia… al menos un instante dónde dejas de ser aberrante y destructiva, irradia el amor… no busco que me llenen porque eso es imposible. Soy un océano habitado por mundos alternativos, nadie va a llenar el vacío, pueden Nadar en mi, sentirme regocíjar~nos, formar marullos, morirnos en la orilla de cualquier lugar imaginariopero vuelvo a mi centro a lo profundo, a donde se respira por las esporas y se necesita de la fantasía; de los cánticos de sirenas y seres mutantes que me besen el alma, para subsistir . No puede nadie tomar~me las manos sin que me suden y me incomode, porque tengo que ser yo quien toque, quien lleve el timón, quien empiece la acción amorosa; y al terminar tengo que quedar~me honrando el cuerpo… Nadie podrá hacer~me saciar porque soy insaciable (eso he sentido siempre) … y siempre iré más y más adentro hasta romper~me y romper a otros, a que se cuestionen… hace poco descubrí; que me gusta realmente verle los conflicto a los demás, se preguntarán ¿para qué? Pues, para sentirlos vivos y reales. Si tengo más miseria de las que debería, pero esa exquisita sensación enriquece mucho. Que yo tenga el morbo por fuera y el descaro de decir~lo es porque le perdí el miedo a lo que me puedan decir que según “yo me lastimaría”. Una mujer me dio cátedra de como defender~me, y como dejar de ser cobarde. En algunas alucinaciones me cantan al oído mi nombre en gemidos, y también me instan a vivir, a demostrar la maraña contagiosa que soy… Hay que saber dónde pararse a gritar, donde están las grutas que te nutren el intelecto, los afecto y el amor. No todos los que se pegan tienen bolero en las venas, mucha gente se acerca con más miseria que la de uno, más llenos de basura…, eso suele ser peligrosos los que no se re~conocen, y si eres como Aileen que recoge todo nos vamos a ir al hoyo negro… Cuando hables con alguien dale tu honestidad, vamos la de verdad, aunque le duela, (aquí hago una pausa, la verdad y la honestidad del “instante” porque la verdad es inquieta, siempre se mueve, así que solo dura un momento).

En cuanto a los dilemas buscamos cuestionar~nos y crecer… no digas como manejar la vida de nadie tene~mos bastante con nuestro propios conflictos.. esto son los míos Saudy vs Aileen, se derriban al final son dos lesbiana, amándo~se, dos en una… a veces vienen otras, pero estas dos permanecen… He dividido mi cuerpo, mi alma, mi cerebro para manejar~las. Necesito tanto espacio para ser yo, que nadie cabe dentro con estas dos. (Aunque pido a grito que éL me habite). Viví suprimiéndo~las, para complacer a otros, aún sabiendo que lo mejor que existe es la aceptación, de lo inaceptable. Los psicólogos se terminan aliando con mi sentir, soy tan visceral y jodida~mente contagiosa que terminan aceptando algunas de mis teorías… las más aberrante se venden con sonrisa, y cara de satisfacción. Hay que ver que la mente humana va en declive, pero que es posible sacar~la de ahí… solo que te vuelves loco, si decides que nadie te guíe, si quieres está aventura y hacer~te fuerte, valiente y creer que todo lo puedes… Las métricas de la psicología castigan, es como la sociedad si no encajas te violarán, las emociones diciéndo~te que es incorrecto. Y a veces será realmente incorrecto, bajo los comportamientos y parámetros normales, pero vamos que le vamos hacer, no pode~mos ser todos zombie en la vida, tienen que estar los que rompan las reglas, los que hieren, los que ensucian hasta los que matan, es una realidad, nos guste o no. La toxicidad es necesaria incluso para que los especialistas tengan trabajo. Los amigos son necesario aunque sean en la distancia esos te acompaña así de sencillo, los amigos que te aceptan casi siempre encontrarán en ti, algo que ellos no se atreven hacer y así te ganas su cariño, y su respeto. Aileen, se declara sin amigos en cambio Saudy tiene amistades, que a través de ella conocen mucho de Aileen, y muchas personas me dicen aunque las divida eres tú misma, solo una esencia. Y es cierto, pero Aileen siempre se sentirá marchita incomprendida, frágil, vulnerable al Amor, a la amistad, ella se cuida. Aileen es fuerte en espíritu y en su verdad, pero es débil en sus momentos de entrega, mientras que Saudy: es la fuerza, la energía, la valentía, la que no se doblega ante el momento vulnerable, es la furia, la explosión, la pasión. La locura, la incansable, la que siempre le pide a los amantes inventados de su mente; un poquito más y más…La que se expresa con las entrañas y las vísceras afuera, la que le abruma la mente a cualquiera… Le dicen; “hey, no puedo procesar todo lo que me dices que sientes”… está parte es vergonzosa y recurrente. He leído y escuchado tanto, esa frase, “no se procesar todo lo que dices sentir”, que me pregunto, para qué lo digo… pero las personas también son masoquista, lo piden si no se lo das, porque ya saben hasta donde llego, y luego lo necesitan , (y, si lo necesitan). Y yo, ahí me rompo con su necesidad, quien ha estado a mi lado físico o virtual siente cuando mi alma se rompe, hace un crujido como mi respiración es ahogada, saben cuando viene el quejido y la explosión… Saben que cuando rompe entierra pedazos de mi esencia, en sus vida…. No eso no es presumir, eso es una realidad de mis formas. He pensado que, tengo un tipo de autismo, no diagnosticado y por eso todo lo mío es exagerado, mis amistades afirman la teoría, y antes Aileen lloraba, y decía “que cabrón tengo un problema mental”, soy imperfecta, ah porque Aileen se creía muy hija de “Dios”, y creía que como hija de “Dios” y él es perfecto que ella lo era… y esa basura hace mucho daño, porque existimos personas, que somos tan contradictoria como la misma palabra escrita en la biblia, allá te dicen eres imagen de la perfección pues lo eres, y por otro lado te condenan diciendo que jamás serás como el padre creador, (cosas así confusas o la ironía de la palabra yo que se…) tienes que conformarte y lavar tus pecados. Que clase de mierda es esa, yo no voy a lavar nada mas que con agua y jabón mi cuerpo, yo no me siento pecadora, me siento humana, radical~mente humana. No tengo que lavar, ni purificar mi alma, porque eso la limpia~mos todos con el día a día, con cada conflicto que atravesa~mos. Con cada idea que nos atornilla en la mente. La música nos ata tanto como nos da libertad, la poesía, la literatura igual, todo son creencias existencialismo de otros. Adopta~mos lo que nos conecta con otros seres, porque así cree~mos que alcanzare~mos la pura felicidad que nos venden en todos lados. Esa pendejada tampoco existe…, así como dicen, la felicidad, es como Dios, un mito una creencia… una necesidad… la alegría esa si puedes, conectar con ella cuando quieras, esa te presenta a la felicidad, pero no te emociones como todo en la vida ella es muy efímera, es un acto mágico que aparece y desaparece tendrás que estar muy despierto. Para no perder~te nada.

Ahora que voy descubriendo como entre~tejer, a estas dos que me habitan, siento mas palpitaciones de las necesarias, tanto para lo bueno, como para lo malo. Es estar más rota de lo que ya estoy físicamente… la verdad no me veo ya de otra forma abandonando a una de mis dos lados, no puedo las necesito, quiero sentirl~as llorando, gimiendo, torturando… es un acto muy especial, lo he callado tanto tiempo, solo le daba permiso a salir a Saudy a exponer sus letra y luego era como un castigo encerrada… ahora ella es un poco mas libre, aún me cuesta encontrar la libertad de ambas, demasiada condena he tenido en mi cuerpo, en mi mente… es momento que empiece a soltar, y dejar que ellas sientan a sus formas, si vamos a joder~ la vida de alguien ya me tocará asumir o nos tocará asumir. Lo que no puedo es seguir teniendo tanto adentro y seguir muerta. Digo que tengo mente suicida, y realmente me mato no se que tanto, es un dramatismo exagerado, la palabra suicidio siempre me esta penetrando las entrañas, sin embargo estoy llena de vida; de impulsos, otra contradicción. Me desarmó y después me cuesta muchísimo volver~me a reconstruir, me sumerjo en mi océano… Imploro a los seres especiales para que me penetren el alma, para que pueda salir a flote, por lo general funciona. Y cuando no el daño dura semanas, pero el cuerpo también tiene su propio método de defensa y de supervivencia , así que es cuestión de confiar… y me pregunto si al final elijo la muerte… ¿estas dos se irán conmigo ? O se quedará una y el espíritu sollozando que las separé… siempre tendré esa duda… parte de los conflictos graciosos que especula mi mente… Saudy quedaría viva en las letras, y Aileen quedaría llorando porque jamás fue estrella de nadie… y a la vez sabe que todos aman su esencia… la complejidad de estas dos… Siempre me dicen “qué yo soy una joya sin pulir”, y que “mi especialidad”, la debo cuidar, porque si alguien me difiere o me enfrenta de una forma que no esté lista, caeré en los abismos de hacer~me daño… Porque las emociones agresivas suelen estar en mi, andar a la defensiva, siempre digo que me criaron como un “pitbull”… así que en cualquier momento puedo tirar a morder… por suerte se morder con estilo, sensualidad y bestialidad… para hacer el amor con los dientes… y sollozar la rabia con espontaneidad de mi verbo activo en las letras

~…en busca~

Hace mucho tiempo publiqué, parte de mi historia con mi condición de salud. Hoy quiero alabar mis pequeños logros que nadie puede saber lo jodidos que son, lo qué pasa durante, y después de conseguir dar unos cuantos paso más. Sacar fuerzas, cuando el dolor me quiebra con una sonrisa, al parecer que no es gran cosa, pero lo es todo. Pararme de la maldita cama fue y es un desafío constante. Perder la piel con el roce del “mago” que acompaña mi pie. Los ardores, que corrompen mi espíritu, esos espasmos que tiran de mi cabeza, hasta las piernas dejándome sin fuerza. Esos momentos que mi pie caído, hace lo que le da la gana como si se tratara de tener personalidad propia y brinca, empuja hacia abajo, tiembla y no soporta… ni por un instante el resto de mi cuerpo, dejándome casi al punto del desmayo. Y que decir de el síndrome equino caudal (dolor en el ano) vamos literal dolor en lo que llamamos culo… sin éxtasis ninguno un abuso a mi evolución. Tengo una sátira en el cuerpo, que logra aturdir tantos mis sentidos, que siento que el tiempo pasa y yo sigo en un perpetuo letargo, perdiéndome de todo. Los momentos buenos los exprimo como si no tuvieran fin, porque sé que el momento de recaída es sumamente duro. Doblegó mis aguantes y me aguanto a mi propio ritmo. Soy bestia a la hora de aguantar dolor, le he retado todo pronóstico médico, me la juego como si estuviera compitiendo por un premio. Ver la cara de mi cirujano desencajado y diciendo: “Aileen, eres una jodienda… Aileen, no se lo que estás haciendo, pero no dejes de hacerlo, o decir Aileen no olvides que tienes media columna jodida y no te puedo hacer toda porque quedarías tesa”… Me gusta sacarle sonrisa a mi cirujano, y a mis doctores de seguimiento, aunque sabemos que me estoy montando en una cuerda muy floja, donde si me resbalo las consecuencia no serán las risas. Me subo a donde no puedo, me muevo aunque mi cuerpo dice no más, respétame. Le falto el respeto con demencia total. Le juro cuidarlo y lo descuido; porque soy una persona adversa, llena de contrariedades. Con unas ganas de sanar y de morir al mismo tiempo. Porque todo depende como se vean las cosas y para mí… a veces solo te liberas de situaciones al morir. Volviendo al tema, cada vez que consigo retar o lograr algo en mi cuerpo me rompo en pedazos, como si se rompiera un conjuro. Tengo que volver a el ritual de reprogramarme, y nunca vuelvo igual. Está vez, valio el respiro de vida de ese instante donde el cielo estaba apunto de rugir su llanto, y yo consagrada a mi sentir, con mi corazón lleno de peticiones arrojándolas por el acantilado… Dando pasos por mi y por los que necesitan salud, en especial alguien que llevo muy adentro. Me sentía con ánimo de gritar, porque solo era mi eco con el mar, el lugar desolado, la tormenta a punto de llegar y el viento empujando cualquier cosa que pudiera usar de la evidencia, para que no dijera que estuve allí… Ese día precioso gris… furia pura que levantaba mis cabellos. Sigo siendo la que va en contra su obesidad, sigo siendo la que desafía para mejorar su problema con la médula espinal. La que trae rabia y amor en las entrañas… me celebraré, yo misma que esta vez. A pesar de que la amenaza del tiempo era tan contra producente, como el riesgo del camino que para cualquier persona saludable no tendría mucha dificultad, me lo subí dos veces, brindando y apostando porque los Milagros los hacemos con Voluntad. Espérame acantilado que aún tú y yo no hemos terminado….

~…des~conocido~

…en la parte más íntima de su cuerpo, habita la punzada inquietante.

Es un augurio, con nombre.

¿Es el dolor, una poesía entre~cortada?

¿O es un canto desafinado?

(. . .)

el suspenso en la mirada, el arrebato que lleva en la pelvis.

¿Es el susurro, un aullido clan~destino?

…¡Ay!

Le sobre~viene otra vez, el clamor de sus entrañas.

Aguarda la belleza en la dermis, un encanto anestesiado…

¿Es el amor influjo?

¿O es el letargo de todo lo in~cierto?

~…antes de partir~

En un mundo poblado, estoy desolada. No me sirve de nada el querer… así que solo queda, el querer~me. Ya he hablado bastante; con los árboles, con el océano, con la tierra. Quiero irme en un letargo eterno, así el dolor visceral desaparecerá. Antes de despedirme quiero que la vida me conceda; un abrazo rompe huesos, una mirada punzante que me queme, un beso que me ahogue, un gemido que me haga arder los ovarios y se derramen en su profundo sentir…
~Aileen~
Foto colaboración de Vestio.
3 de septiembre de 2017 

~…algún día respiraré de sus adentros~

Con muy poco se sacia mi ser, pocas cosas me interesan o captan mi atención… Los sentimientos de las personas siempre han sido mi debilidad, por lo mismo he vivido más escondida que expuesta. Para no intoxicar mi alma, de emociones equivocas, como quiera siempre náufrago. Pocas veces tengo silencios, en una mente que no para. Me cuesta seguir alguna lectura, o alguna serie, película o seguir en ritmo una conversación, sin que mis sentires se desvíen… Cuando hago contacto con el mar, con un amanecer o atardecer… o si puedo estar en contacto con un árbol, con un río. Un monte, una palma, un pájaro, o un pato… Se me calman las histerias, como si mi cuerpo hiciera el amor, con la naturaleza, muchos de mis escritos están llenos de elementos, de selva, agua, de fuego… Buscando calmar la llama de mis adentros. Soy esa que en las conversaciones normales, se va para otro lado, esa que le cuesta hablar de economía, o ambiciones materiales. Soy aburrida, si no me emociona, no me muevo… No me interesa el dinero, aunque el maldito es necesario, tengo una guerra con lo que es la vagancia y lo que es la avaricia… Otra guerra espiritual entre los templos llenos de oro, con la historia y las grandes explotaciones a la tierra, mientras las personas en la calle se muere de hambre o de falta de un tratamiento médico. No creo en la política, no sigo fundaciones de nobles causas, no creo en la iglesia que forma la gente. Creo en una espiritualidad libre de elección, creo que cada ser humano es libre de decidir con su existencia lo que le salga de su interior, a si sea que quiere terminarla, lo que no creo es que tengamos derechos de quitarle la vida a otros. Las guerras son fuente de dinero, cada baño de sangre es una lujuria, para el matón de cuello blanco que pone de lacayos a sus soldados. Siempre tenemos alguien de mente poderosa sobre los hombros del hombre que le falta coraje y valor para ser el mismo. Yo, tuve años de mudismo, porque la energía de las personas me descojonaba el alma. He vivido en la sombra porque la luz me mata… prefiero la noche, al día. Me gusta lo nublado, porque para mí representa la humanidad confundida que tenemos en cada uno de nosotros. No presumo de nada, porque nada se… Sonrío con todo el mundo, pero risa y alegría real me la causan pocas personas. No tengo fidelidad a mis creencias, porque siempre vamos cambiando, así que no exijo la fidelidad en nada… aunque creo en las palabras y ellas se anclan en mi parte sensible. No juego a la doble moral, digo lo que siento, abuso de la palabra de las emociones, soy un desastre… No mantengo un orden en nada. Tampoco lo quiero. Quiero y amo a la gente que se detiene en mi, casi en ese diminuto instante que le doy entrada. Al no ser una estrella, puedo contar las personas importantes en mi vida, así que merecen todo mi amor. Ahora bien, mi amor está enfermo, no es un amor sano… porque yo no estoy sana… Así que no le puedo ofrecer a nadie algo que no es real para mi. Tengo tóxico en las venas, rabietas en las entrañas y son eternas, fuerzas de los demonios. Maldigo aunque bendigo más… Tengo un cordón espinal lastimado, y parte de mi cuerpo jodidas, así que la inestabilidad emocional es cosa de todos los días… No me gusta que me tengan lastima, pena o esas pendejadas, eso no hará una donación de órganos, ni me sanará… Me sana que me piensen bonito, que me acompañen o ser parte de la vida de alguien… Si me vas a querer quiéreme sin mentiras. Hiéreme, pero no me digas o actúes como no sientes, no me plantes adiós cada cinco palabras, porque no puedas con el empuje, prefiero que me digan; “vete a la mierda”, “no estoy de acuerdo”, “no puedo con tu intensidad o lo que sea”… Si se te ocurre despedirte de mi, vete por completo, porque probablemente mente el día que yo decida sacar a alguien lo haré para siempre. Es un desperdicio de energía querer y no querer… Vengo muy lastimada, conozco el dolor físico extremo y conozco el dolor emocional y más aún el espiritual… es una putada.  El ser humano, es complicado, por lo tanto no pondré aquí una mentira… La plenitud me lo da la sensación de sentir la vida resurgiendo en si misma, la tierra y sus formas… Algún día me sumergiré en su profundidad y no regresaré. Entonces, todo por fin habrá dejado de dolerme. 

~Aileen~ 
25 de agosto de 2017 

~…miserable adiós~

Falta valentía, siempre la vida escupe sobre las heridas, hasta que supuran. Mal olor expulsa el cuerpo cuando ya todo está podrido. El infierno es éste cuando sabes que matas cuando la tregua es un pinta labios sobre tus párpados marcados… Tres líneas de expresión tiran de tu frente, en vertical, las mías horizontales, para no llevar la coherencia de los actos que rugen, bajo el fuego de los demonios que me poseen en este instante donde me niegas… Posibilidad de un último decir, de un tacto, de una caricia que no quedaría inconclusa en los malditos tiempos, donde el demonio baila, sobre las aguas calidad de mi infierno personal… 

Y solo se te ocurre de decir;  “hoy no voy morir, hoy no moriré, pero tú si, tú si”.

~Aileen~ 

14 de agosto de 2017

~Mi dueño… el Dolor~


A ti, que no me abandonas. Tú, que haces que te recuerde cuando me miro, y me siento. A ti, amor …que me has dejado las cicatrices en el cuerpo, los aparatos de asistencia para seguir sobre~viviéndo~te. Aquí estoy; mirándo~nos a los ojos, respirándo~nos las entrañas… Sí, las tuya, mi vida…! Porque ambos sabemos que somos la misma esencia condensada en un mismo cuerpo. Te he aceptado, aún cuando mis rabias han sido más contagiosas y peligrosas que la mordida de un animal rabioso. Esta~mos de frente, sin miedo el uno del otro, reconociéndo~nos como grandes acompañantes de vida. No me soltarás, y acepte que vivirás aquí en mi… en mis partes más íntimas, en mis ardores más profundos de mujer. Acepté las partes de mi cuerpo que te llevaste. Me estoy mirando y riendo contigo, ¡sí, riendo…! Esta vez te estoy amando “cabrón dolor”. Me has cambiado los ritmo una y otra vez; me habías y sigues mandando temporadas largas, muy largas oscuras y jodidas a la cama. ¿Y cuantas veces entre~medio, nos hemos tratado de hacer~nos el amor? De mostrar que nuestro romance, es una transmutación del Espíritu y por lo tanto, el cuerpo puede quedar exhausto. Es qué no es tan fácil entender nuestra relación y las personas nos juzgan con un que bien “te ves”, pero tú y yo sabemos la verdad de nuestros adentros. Tú, sabes bien que la adulación no nos hace bien. Los cambios físicos y la fuerza que fingimos muchas veces, la unión y la complicidad que nos tenemos es cosa de éste vínculo. Me acepto, me aceptas… ¡ay vida! Cuantas veces hemos querido desaparecer pero la historia de “Romeo y Julieta” está gastada, está demasiado comercializada y la gente no les vendría bien, ver~nos morir a lo pendejo. Entonces, tú y yo… hemos elegido seguir adelante, como no nombrar~te; Dolor, Maestro, mi Fuerza y mi quebranto… Si eres quien me acompañas, si estás aquí acariciando~me, los lugares más oscuros y me besas con intensidad, con tanta fuerza en ti, como en mi… No me has destruido, porque acepte que tú y yo somos una unidad de un todo. No llegaste para que me rindiera, ni para que dejara de mirar~me. Todo lo contrario llegaste para apretujar~me los adentro, para que cada inflamación me recordara que afuera de mi cuerpo, hay otros cuerpos. Que eso quiere decir; que hay otros Seres Humanos allá fuera, que si solo siguiera mirándo~me, el ombligo escondido entre mis carnes, no me dará respuesta, no ayudaría a nadie. Me tocaste “Cabrón Dolor”, pero para ayudar~me a comunicar~me, con la mirada, con el tacto, con los hechos. No ofrezco lo que no tengo, no brindó la falsedad de un momento hipócrita, prefiero voltear~me. Me has enseñado la importancia de ver a los ojos y valorar el tiempo de la otra persona. ¡Ay amado Dolor! que te digo “cabrón” ya hasta con cariño… porque como dice una frase de Jodorowsky “lo que das te lo das, y lo que no das te lo quita“. Tú, me has dado tanto, y ahora yo voy dando, y me voy dando. Me doy, y al fin veo a los demás desde la contemplación de reconocer su dolor, no solo físico, si no el almico el del Corazón. Somos un entramado de hilos invisibles que nos vamos inter~conectándo, conociendo y amando. Las personas le temen mucho más al amor, que a morir… y dentro del amor está el dolor. Y eres tremendo, llevas tantos años habitando la tierra. Naciste de las entrañas de Gaia porque ella en su infinita sabiduría, sabía que teníamos que aceptarnos como seres imperfectos, como fuerza y debilidad. Todas las posibilidades de vivir en una dualidad y desdoblamiento del ser. Tú y yo… ellos y nosotros todo en la conjunción de llamar~nos y amar~nos. Dejando atrás el separatismo de que las opiniones; y el ego nos hace mas fuerte, soltando por instante, el individualismo y volviéndo~nos colectivos. Amorosa~mente solo por momentos, ser seres empaticos unos con otros. Dolor estás en todo ser humano, de una u otra forma tú y yo lo sabemos y ahora abrazo la esencia del que se me cruza y nos reconoce~mos…

~Aileen~

3 de agosto de 2017 

•~La tentación del suicida~•

Los miedos otra vez…

Son la causa recurrente de mi desdicha.

El torbellino de emociones apuñalando.

La oscuridad de mi mente Suicida tentando…

Hurgo, en la llaga que tengo en el centro de mi esencia.

Descubro que escudriñar en ella, y verla Sangrar me da Placer.

Mi llanto, es la Maldición que me atropella el Alma. 

Aún así sonrío…

Llevo el Misterio de las ~Noches sin Luna~ clavados en mi Ser.

Los conjuros mal practicados me los he llevado en las caderas. 

Agito mi cuerpo.

Se libera mi espíritu y me lo vuelvo a tragar…

A gritos histéricos, como los grandes daños, se llevan por dentro. 
Saudy 

7 de mayo de 2017

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑