•Subordinada por el enigma•

Años siendo cuenca de su semen.
Tragando espuma, veneno que
hacia hoguera en mi vasija fértil.

El odio agrieta, y deja el alma inerte.
Porque los demonios al morir adentro,
se vuelven zombis en las entrañas.

Renacen aturdidos,
entre lo clandestino y fugaz.
Con el tiempo carcome los huesos,
el tuétano queda seco.

Se pude escuchar los alaridos
de los pequeños seres que no lograron cruzar,
sin contemplación, pérfidos de un mundo incierto,
pero que aun así, sigue siendo poderoso.

Los ojos eran tutela de lo violento.
Acertijos desequilibrados,
nos mordíamos los labios
bajos risas sangrientas,
tal cual culto satánico.

Locura adherida
desmedidas de un sentir
cruel al que lo adentre.
Al final, no son los otros…,

¡Soy yo!

Hija de Satán que reniego
la existencia de lo glorioso
por tener todos sus hijos,
podridos en mi interior.

He parido la furia siniestra del desasosiego,
la amargura del desprecio,
las habladurías de su lengua nociva.

Las burlas que arroja sobre mis cicatrices
escupiendo hiel en mi espalda.

Todo su ácido me consume.

Quiero que quede claro;
a sus malditos pensamientos me entregué.

Soy la furia disfrazada de mujer.
Soy la perversidad con antifaz de amabilidad.
Soy la perra que lamí su miembro por décadas.

La que bebió de su saliva, y viajo en sus vaivenes,
sobre su pelvis cabalgue hacia la perdición.

Mi virginidad se bautizó en sus aposentos,
blasfemando las palabras divinas mientras
me clavaba el puñal en el que ardíamos.

Me arrodillé a suplicar clemencia,
con desprecio me condenaba al silencio ciego.

Sollocé la arrogancia abriendo
mis penurias frente a su ser,
para darle el placer de verme vencida.

Fui la sierva de un peón con miserias en el espíritu.

Anuncios

•Sin querubín•

No viene al mundo entre ángeles, aunque esa noche se escuchaban aleteos. Provenían de las gárgolas con sus pezuñas rasgaban los cuerpos de los dementes. Los mismos que decidieron danzar una noche sin luna, con matojos extraños abanicaban las vaginas, de seres mutantes. No parian criaturas sutiles, ni especies conocidas. No caían copos de nieve, eran trozos de carnes congelados. El olor nauseabundo acompañado de alaridos, con la ironía de un festejo celestial. Cabellos finos igual que alfileres, venían con la ventolera dejando ciegos a todos. Llegué a la tierra riéndome con la tortura en la lengua, la desdicha puesta en la copa de la maldad. No vine de Querubines. Me habita el horror del necrópolis. Bebo la sangre del delirio de los temerosos, me acobijo con su angustia. Crece el calvario y le hago el desamor a la impaciencia que lo complace. Hago pirueta entre los infieles muertos.

•Imaginario Nefasto•

A los quince años, le salió una protuberancia en el vientre. Con el tiempo se fue formando más claro, no era un tumor. Era algo amorfo, aunque parecía tener vida; sentía, hablaba… Exigía, nadie era testigo de las maldades que le proporcionaba; le mordía los órganos. Ella, de apoco se moría en agonía, se había enamorado de su verdugo.

•…mani~comio•

Me llamaron del aquelarre, parecía una reunión de improvisto. Aunque todos sabían que el gran amo estaba sacudiendo los cimientos de la tierra con su mordaz furia y con su deslealtad. Todas las marcadas por su fluido blanco teníamos que acudir, su mal nos hipnotiza, nos llena de fortaleza. Hemos rugido el dolor que nos confina a su servicio. Mordemos la sabiduría de su lengua, estamos a la merced de sus poemas y a la beldad de su rostro. Él nos recuerda cada uno de nuestros pecados para enriquecer su estadía, entre los vivos. Nos hace suya de manera violenta, luego nos apacigua dándonos a escoger a quien poseer. Le aturdimos los sueños los embriagamos de lascivia, para entonces devorarles el alma. Se sirve en copas finas la sangre del que muere, de abandono y locura en los confines del manicomio.

•…mi teatro, tu obra•

Acudiste al teatro querías ver mi obra.

Solo para pavonearte, buscar ese detalle, para lastimar, burlar…, estreñir más al dolor.

No lo conseguiste.

A minorar la grandeza…, era mi noche, mi escenario.

Desesperado porque necesitas llevarte todo los aplausos, subiste…

Una vez más…, tu risa falsa, con tus mismos trapos.

Las mismas estrategias, la boca llena de pétalos, las manos colmada de aromas y el latido lleno de espinas.

En tu alma solo florece la dulce tentación de destruir.

Sigues siendo tú… el mismo.

El inconsciente que brasa la caldera de la inocencia.

Se prepara su plato delicioso, y lo presumes al mundo, aunque comes como cerdo.

Escupiendo los detalles de lo verdadero, atracándose de otros infortunios.

Pobres doncellas, que aún no conocen el trasfondo.

Caerán unas cuantas más…

Ese merodeo de pedir desde la làstima… es tu única forma.

Se te encrespa la aparente dulzura… y a los dos dias necesitas de nuevo comer carnes frescas.

Por eso mi obra lleva tu nombre.

Dejando la metáfora fuera; al verme brincar, estirar las ancas y la papada de sapo.

Serías tú…, imbécil el que vendrías a besar los disturbios de mi mente… aunque ya no te pertenecen.

Antes de que se baje el telón se ve tu miserable ser, tiñendo de rojo mi cuerpo…

Los espectadores siguen creyendo que es parte de la función, hasta que pasan los días y no vuelvo a salir sobre el escenario.

Usar lo mismo definitivo te entreno para matar.

Sin embargo, vives la más terrible agonía; te calcina, te inquieta, te mantiene despierto.

… y de lo único que puedes hablar es de tu miembro despierto, rompiendo el silencio.

La virilidad ya no te da más que para llevarla en la lengua, y ensalzar, para luego mutilar.

Quedándote con una mirada falsa, como la necesidad escueta que acompaña tu maldita alma.

Te sobre~viví…

~~~~

Nota:

•~…no tenía las más mínimas ganas de escribir en público, pero WordPress me recuerda que es mi aniversario de nueve años, de ida y de vueltas por estos lugares… hay que darle letras a la membrana.~•

•~…el arte de estremecer~•

•~…puedo asegurar, que no he tenido nada entre las manos, y aún así… que esto que se crece sin parar, espinas y cicatrices, puñados de aire, resisten el calor del aceite.

Arde el contacto de la lengua, con los labios… el manantial frente a mis ojos, el impulso del cuerpo beberle, zambullirse.

Cuando me aproximo un poco más, se deshace la alucinación.

Suspiro, un poco más profundo para aunque sea el polvo y las motas de pelusa que viajan por el aire, sean parte del respiro compartido, como notas de cariño las expulsas con fuerza…

Creyendo que por dentro hice Magia, ilusiones para sostenerte, como gata sobre~viviendo a la inundación.

Me subo a escaleras imaginarias, y baje de cabeza para ver si la única neurona que me queda se oxigena… reí al caer contra el suelo, enseñando el panorama que me hace mujer.

Veo a los que se infiltran en la vida de otros retratando con atención, expandí los pliegues haciéndole señas con el dedo del medio no sin antes relamerme… Lanzarme sobre ellos con la fuerza animal de una felina.

Gozando ver, correr la sangre, escuchar mis gemidos y mis rugidos enfurecidos. ~•

•…el Héroe que murió•

Es el primer cumpleaños que no te felicito… hoy me escribiste e ignore tu mensaje. Duele porque crecí amándote como mi súper~héroe... pero me volví tu rehén… me usaste, luego me pegaste por primera vez, juro que en ese momento sentí la presencia del diablo entre tú y yo… la primera vez que sangramos y nos miramos con odio. Te perdoné, me perdonaste. Pero luego salimos en grupo, perdiste la cordura por llevarte la contraria, me tire de la guagua en movimiento y colgué de ella me pele las rodillas y aún así seguiste todos te gritaban detente… no lo hiciste, te amaba tanto que corrí al lado de la guagua en movimiento te detuviste nos abrazamos y me subí a tu lado los demás estaban acojonados de miedo yo tenía tanta adrenalina que quería volverme a tirar pero morir… aquel día lo olvidé. Mentimos porque nos convenía, jugábamos nos engañábamos menos cuando nos jurábamos amor de familia lealtad y compromiso… mentiras para otros verdades para nosotros. Nos conocíamos tanto que tú sabías que estaba enamorada y que hacía cosas que no debía. Yo, sabía tus más íntimos secretos, te defendí del mundo, mordí, di puños, guerrie contra el mundo, porque eras ese ser que yo sentía que nadie comprendía y a la misma vez me veía en ti, nuestra sangre nos llamaba… estaba obstinada y obtusa por ti… pero cuando le pegaste a tu primera mujer era como si me dieras a mi, cuando intentaste cosas malas para tus hijos era como si me lo hicieras a mi… fuiste matándome dejándome sin aliento ni inspiración, te quité la capa de súper-héroe el día que empuñaste a tu bebe en su cuna… ese día… me hice mujer de tu mujer…, no porque la hiciera mía, porque eso no pasó... pero le di refugio, regazo, lloré con ella la abracé, la dormí… y la cuide toda la noche de la fiera en la que me volví y juré… que defendería de ti y tus hijos… me volví una fiera luego defendi tu otra mujer, ahora a la que tienes también lo hecho aunque ella no lo pueda ver… cada vez que tu boca escupe veneno, mentiras, o cuando blasfemas y quemas el cuerpo de una mujer me hieres a mi… cada golpe físico mental que ella acepte es un retraso a otras mujeres incluso mi propio retraso. Por eso hoy te deje sin hablar… y aunque siento emociones adversas por ti… me gustaría que te detuvieras.

•~Psycho ManueL~ Oda a su polla~•

Photo by Vestio

Todos saben que ManueL es un cabrón… aquí ha quedado la evidencia de sus ocurrencias y su meticulosa astucia y creatividad para hacer y decir. Hoy, vino a decirme que se entrega a la castidad que si tanto me gusta el brujo y sus momentos espirituales, que me vaya al mismo carajo con éL. Le dije; tú sabes que no te puedes entregar a la castidad tu polla grita por su multitud. Salimos a la calle porque estaba furioso, se sabe que para la ansiedad es bueno salir a caminar, despejar la mente, reconozco que salir con ManueL, no deja de ser un reto constante y más si tiene algo frenético en su mente incansable. Llovía, salimos sin paraguas y le gritaba a los que iban con paraguas si tuviera paraguas no me mojaría, pero lo hace pegándose y grabándoles. Quedan asustados…, yo, intento minimizar riéndome y tomándole la mano, pero el es muy ágil de mente y del cuerpo va como un trompo, más adelante una chica juega en su celular, está en el pase de peatones y le estornuda atrás la chica dio un brinco que casi cae encima del coche que pasaba, voltea y lo mira… pero el se queda como si nada. Al rato hace lo mismo con un niño, pero el nene no voltea, la que si voltea es la madre que iba más adelantada, sale a protegerlo. En esos momento me hubiera gustado que le dieran una hostia, pero le tienen miedo… avancé hasta donde éL, como buen psicopata, me estaba dedicando un detalle con mi nombre, besándome para acallar mis emociones ya al borde de un colapso. Va pasando el día como siempre me tira los eructo cuando más cerca está me mueven hasta las amígdalas, me quejo dice que exagero que es solo un gasecito… Le vuelvo a reclamar lo de la castidad y lo de su retirada de sus redes… y me dice; ~te quejarás mucho de mí, pero tú, vives un mundo aparte conmigo…, te llevas el contenido exclusivo, una cosa es el blog, YouTube, twitch y tweeter hay soy un hombre normal moderado, mientras tú disfrutas de mi lado salvaje, el jackass que me habita y me zumba otro eructo. Lo qué pasa es que tú solo piensas en sexo, para toda esa ansiedad, soy irrepetible e irreemplazable… soy como un dolor de huevo extraño que aparece todas las mañanas y cuando tienes la verga dura atravisa las sábanas, pero ya te dije que no habrá mas sexo. Se que estás diciendo por dentro a pan y agua, ajo y cebolla si no quieres que me vuelva loca méteme la polla… Cuando esta así de imposible no hay forma, me dijo; intentarás hacerme un hechizo de esos qué haces… y le dije no yo no hago amarres, respeto la vida, respeto el amor… a lo que el me canta esta cación improvisada… “respeto la vida, respeto el amor y mientras tanto me tomo un copón…, un copón de ron porque yo turururu, le doy a la litrona, le doy al ardor turururu, y viene papaJac y me lo como yo me lo sorbo entero lo dejo hujunmm… oh maMa…! Dura, dura puede estar la patata…, que estabas pensando en otra cosa, y ya te lo dije esta mañana aquello solo traspasa mis sábanas.” Luego remata diciendo: ~No vallas a llorar AmoL, en todo caso puedes hacer como la hermana del protagonista de Family Guy meterme dentro de tus nalgas y soplarme un pedo. Resignada le deje unos coágulos de mi menstruación sobre sus sábanas para cuando esta noche se le ponga dura sepa lo que jode su decir… si algo me ha enseñado…, El Psycho ManueL, es que las acciones van a la igualdad si el es cabrón, tendré que ser cabrona. Aún así, discurrir en su cerebro siempre lo celebro por lo tanto dejo aquí, la belleza poética que le hace ha su castidad.

•~“Bendita castidad… oremos hermana. Oh tu que estás entre mis calzoncillos y la piel cuelga cuál pellejo sin vida, al lado tienes dos globos hondos las dos palomas de la Paz. No te levantes deja que la noche te conquiste, porque de otra manera no vas a lograr nada…, ahí enterrado para siempre entre tú ataúd de pelos sin piojos, yace muerto…, un pene vagabundo y erudito, que ha recorrido el mundo, y se ha quedado eternamente dormido. Ya no hay blancanieve que le bese, ni hay beso que lo saque de su profundo sueño. Oda a mi polla, oda a la polla depilada…, y a la raja que por detrás se la caga…”•~

…quedará mucho más…

Fotografía colaboración de Vestio

•~Convulsiones extremas~•

(…)

Vi el vomito tan colorido que decidí pintar un cuadro.

Cuando le vi retorcerse y escupir parte de su lengua me pareció hermoso el río rojo que se iba haciendo.

Tome parte de su lengua para hacer efectos como esponja.

No sabía que pasarían treinta minutos en su agonía, más fue la mía, y nadie la notó.

Así que me le senté encima luego que dejo de respirar.

La verdad que el cuadro me había quedado súper creativo.

Tomé sus manos y le grabé sus huellas por la esquina.

Esa noche dormí allí, al despertar estaba todo muy apestoso así que llamé a su familia para que vieran que iban hacer con el cuerpo.

Salí emocionada con mi pintura, cantando bailando… uff que bien me sentía…!

Luego dije: será un buen regalo para su madre el día de su funeral.

(((Suspiro)))

Creo que no les gustó.

~…infame~

Le vi morir, no sentí nada de tristeza.

Tampoco sorpresa, lo que si sentí fue dicha.

Hubiera deseado que sufrieras, y estar presente cuando agonizara.

La suerte le acompaño hasta en morir al instante.

Nunca se percató del daño que hacía, la droga lo mantenía alejado de la realidad.

Su mundo era malvado, ahora me siento sucia.

Me dejo el alma tan podrida como la de él…

Aunque creo que soy peor, por alegrarme de su muerte.

~vacía~me~

( . . . )

Quítame toda la sangre.

No quiero sentir más…

Demasiado dolor atravesando.

Pasar los días durmiendo esperando el final.

¿Dónde crece la misericordia de Dios?

¿Cómo se atraviesa la tempestad con regocijo?…

¿En dónde se consiguen los desapegos, del “yo soy”?

¿Cómo se separa la desgracia ajena con la cercana?

¿Será posible que a los demás realmente no le duela, sino es en su propia piel?

No entiendo como funciona la psicología…

Ni comprendo la hermandad de la iglesia…

Ni el compañerismo que clava nombres de insultos en las espaldas.

No comprendo quién niega la palabra, la mirada, la caricia, la calidez, ni el que desprecia sin razón.

~…su sabor~

Me prohibieron maldecir en voz alta.

Fue cuando más fuerza utilicé, quebrando mis cuerdas.

Me dijeron: esto te pasa por maldecir.

Entonces le escribí en un papel, ¿y a ti que te pasará por mentir?

Me llamó irreverente, desquiciada, atrevida.

Le mordí la boca, porque me apetecía gritar…, ya que no podía, que gritara por mi…

El placer era indescriptible, le sangraba la boca, yo con medio labio entre mis dientes saboreando el sabor de su dolor, sonriendo observando como brotaba su sangre a borbotones.

Le escuché decir: —maldita estás poseída.

Luego de sus maldiciones similares a las mías quedamos en un espacio tiempo, donde el juzgarme no le daba cabida para volver a prohibirle a ninguna persona algo…

~…sin latidos~

Me ha co~habitado el desprecio.

Tiran de mis mitades, me toman por inexistente.

En una expansión de sentires me rodeo de seres invisibles.

Hablo con la inquietud, es ese sollozo del ignorado.

Sumergí mis ansias al delirio de los que se llaman así mismo grandiosos.

Burdo encuentro con la discordancia estridente que hace eco en sus ombligos.

No conozco ruptura más grande que la que emerge de la incongruencia llamada: Soberbia.

El maltrato de la desolación castiga, las paredes del mutante órgano que hace los latidos.

~…sin más… esto eres~

Alma rebelde, colmada de maldad, vagas en tu propia tiniebla.

El desprecio más grande lo traes incrustado en tu propio ser.

Deja de mendingar el amor, cuando en soledad laceras tu cuerpo y ahogas tu espíritu.

No existen miradas amorosas para ti.

No tendrás complicidad mágica.

No busques más… acépta~te maldita, estas en la miseria.

Re~conoce que las barreras de tu esencia están podridas.

Eres incapaz de engendrar algo bueno.

Cuando hablas te salpica sangre y pus… tus entrañas apestan…

Acépta~lo… es momento que tu cuerpo se desenrede, sientas el fuego, el odio, deja de luchar por ser quien no eres…

Seguirás maldita y rota.

~…desencadenar~

Harta de la puta falsedad.

Estoy secuestrada en lo más inhóspito de un sentimiento.

Clasurada en un maldito cuerpo roto.

En una mente asfixiada por los terremotos emocionales.

Abatida por la injuria de los ojos que me acusan.

Tengo deseos de hacer daño, es la sed del desquicio.

Voy a levantar a todos los muertos, a danzar con ellos.

Quiero clavar~me, de la corona de Cristo, espetar~me, a sus clavos.

Oler a sangre, derramar~la, con la furia que poseen mis adentro sobre la cruz del calvario.

Esperar la muerte, contando pecados los míos y los vuestros…

~…disyuntiva~

Entre en el agujero equivocado. Dije: este si es… aquí voy… ufff…! Hay que ver que me entro una valentía del carajo. Que duro tres segundo con el frenazo y el izquierdazo que me metieron. Se me partió el fémur, cuando intenté correr. Llegó el gigante, me piso justo ahí donde estaba partido y me dijo; te crees muy lista… ya ahí aguantando le dije: ¡no, no tranquilo! … Si yo, me equivoqué de agujero y ya me iba. Me jaló por la pierna rota, y me clavo las pesuñas, chille muy bajito, pensé que así no le provocaría, pero entonces abrió mis piernas, pero primero arrancó el hueso roto empujándomelo por la vagina, casi sentí que me salía por la boca, el cerebro se me inflamó. Como no grite, solo se me bajaron las lágrimas me abrió la camisa…, y con sus dientes me arrancó los pezones, juro que sentía morir, y a la misma vez tanta maldad sobre mi cuerpo me daba un placer exquisito… malditos dilemas del ser humano.

~…infortunio~

Estos ovarios amorfos, secuestrados en este sentido opuesto de todo. Mis ancestros algo hicieron mal, esas brujas de la familia algún conjuro con el demonio, tuvieron que haber hecho. Me han puesto a parir sin útero, una mala hierba crece en mi vientre sin parar. Esa malvada carnívora que devora todo lo que amo. Tengo un roto más arriba del ombligo, y se me salen las vísceras, un fluido apestoso sale de mi pecho. Mis ojos supuran pus, tengo un alma triste y podrida. Respiro por una vértebra recién puesta. Tengo patas, no piernas… soy una creación inconclusa. Un quiebre al cual no se le puede poner pegamento, tampoco costura. A mí, me dejan abierta, rota, mi estado de descomposición es tan lento como mis pensamientos. Maldita sea la hiel, de mis entrañas. A las brujas mediocres que me parieron, aprendan hacer hechizos. Voy a quemar el libro de las sombras, con el fuego de mi cuenco interior.

~…Inmundo~

Te abrí la piel, muy lento, me fui dando gusto. Estabas amordazado, veía tus lágrimas salir, me acerqué y te mordí los pómulos con odio… Aborté sobre tus pellejos abiertos, luego te frote alcohol en las heridas, carcajeaba como demente, mientras tu pedazo de inútil lloriqueabas. Te apreté los cojones, esos que presumes con aire de grandeza, te clave las uñas hasta el final. Te abrí el ano para escupir de tu ponzoña. Tú mereces morir de a poquito, suavecito, así que te besaré, con mis puños cerrados. Tengo el filo de la navaja listo, para ir quitando trozos de tu pecho, tan lento, delicada… Me comportaré con delicadeza hasta llegar a verte el corazón, aguanta. Porque creo que te estás rindiendo con el ácido que te cae gota a gota por tu cabeza, agradece que no te lo meto por las venas. Quiero disfrutarte cariño…, aunque parece que relinchas hijo de puta. Cuando dejes de respirar, me quemaré contigo, no porque te ame… No, si no porque yo estoy tan corroída, maltratada por ti, que no sirvo para rehacerme y no me iré de este mundo sin primero, robarme tu aliento y verte jodido, podrido… Luego ya quemados los dos; el maleficio de nuestro trágico convivir, habrá terminado. Sonríe cariño, que es excremento lo que te doy de comer. Acaso no recuerdas que cuando me violabas, al terminar me dabas orina, pues un poquito de tu mierda no te caerá mal….

~…disfrazada de amiga~

Mi nombre es Morana, vengo a contarles los acontecimiento antes de mi accidente. Crecí rodeada del tumulto del ruido de una gran ciudad, nunca me gustó. Así que iba de la escuela a la casa. Le huía a la responsabilidad de la amistad, era un cargo al cual no podía responder, aunque Lia siempre me tuvo cerca, solo estaba ahí para de alguna forma asegurarse de las desgracias que me acontecían. Quería que mi llanto fuera más fuerte, me ofrecía una amistad llena de vejaciones a las cuales me sometí años tras años… Ella, quería mi amistad, porque no tenía tantos daños incrustados en el cuerpo, ni en el alma, para no aceptarla tal como era… Ambas éramos producto de la burla, ella siempre tuvo un cuerpo amorfo…, siempre quiso pertenecer al grupo de los populares, de la gente “cool”, pero nunca la aceptaron. Así que volvía humillada, me buscaba para meterme el dolor que sentía por todas partes que pudiera. Era incapaz de revelarme, no quería… yo creía que así se liberaba de su furia. Así que dejaba que la dejara sobre mi cuerpo, sobre mi ser, pensé que ella podría soltar el odio, la envidia que la carcomía día tras día… Lamentablemente, mi técnica era un verdadero fracaso, en horas de clases o lugares públicos no éramos amigas, y luego llegaba a mi casa, con toda la frustración se desquitaba. Yo fui creciendo, mis impulsos a pesar de mi debilidad emocional, de estar apartada del mundo, estaban allí mis deseos sexuales, las atracciones y los juegos. Esto enfurecía mucho a mi amiga, y no había persona a la cual no quisiera quitarme del camino, ni bajo su criterio existía alguien que ella pudiera ver como buena para mi… aún así me llegue a enamorar y tuve que elegir. Ella se fue molesta y hizo de su mundo despectivo, empezó a comprar a la gente para tener su atención se volvió parte de ella. Hace poco tuvo la dicha de saber de mis fracasos, de mi accidente, y le dijo; a un conocido, tenía unas taquillas para un concierto y hasta pensé invitar a Morana… Como estoy sola, y ya vi que ella también… El conocido sabiendo la maldad de sus palabras le dijo; en serio Lia, ¿qué te pasa? No sabes que Morana esta en estado crítico, cruzando la avenida en su silla de rueda la semana pasada, sufrió un grave accidente… Lia quedó sentada espantada de lo que escuchaba, le brotaron unas lágrimas, se repuso enseguida, y con su acostumbrado sarcasmo dijo; vaya, el mismo día que yo gritaba en el concierto con la silla vacía pensando que “Jodida estás Morana” que ni para ponerte a gritar servirías… Siempre sentí su presencia como alguien dañino, y aún estando tan mal, no me atrevería a desearle que fuera infeliz. Espero que tenga muchos más conciertos, sobretodo que vaya acompañada, y deje sobre el sillón de los malos recuerdos, lo que nunca podrá ser. Disfrutando el presente, sin tener que comprar a nadie. Si por años me ocultaste, dudo mucho que ahora que parezco de diferentes condiciones de salud, tan si quiera tengas el valor de compartir un café junto a mi…!

~…cuasi- im~perfecto~

Ella, una malparida que expulsa escombros…

Posee un corazón encadenado.

Él, tiene por lengua una enredadera carnívora.

Sus cojones están llenos de sarna…

Ella, es de vileza magnificada.

Sus ovarios son dos guillotinas.

Hacen figuras geométricas con sus desdichas.

Sus agravios huelen a estiércol…

En su lecho de amor, cuelgan dos puñales sucios.

Ellos viven absortos dentro de su fractal…

~…otra muñeca~

Pasea entre la multitud, crees conocer~le. Aseguras pensamientos que no son originarios en esas mentes. Respiras de su aliento, compartes la mesa; la cama, los pasillos, las miradas y te confías en cierta complicidad. Crees que eres capaz de acompañar, de entender sus logros… o lo que es más difícil aún sus derrotas, conjuntas con sus debilidades o la enfermedad. Te acercas hurgas en lo profundo, ignorante de las verdaderas causas, hasta que despiertas reaccionas, dándote cuenta que eres un soporte, algo de su re~creación personal. Que nada es tan relevante como parece; solo eres otra muñeca más colgada en su lista… No subestimes a un ser que no eres tú…

ARL

26 dic 2017

~…sin celebrar~

Escribo esto justo y directo viendo la realidad, nunca se ha ido. No tengo mucho que celebrar estos días, ni mi cumple, o quizás sí; el darse cuenta que mientras se desgasta la energía, los pensamientos, las fuerzas… eso que crees está pasando, ( que sientes) las incomodidades en todos estos meses que sentías hoy, sabes que solo era para ti, el esconderse.

Algo es, o no es transparente… evidentemente carecemos de eso. Podemos celebrar el daño en las entrañas el presente viviente que respira y goza… mientras jode, aplasta a otro. Y podemos decir: viva la …hipocresía!

Con dificultades o no empezamos de nuevo, arriba… que masticaremos la góndola donde dejan encajado a los muertos. El lastre del cobarde, paseando por los pasillos acumulados de escombros de mentiras innecesarias. Que te muestran por donde empujar, la palabra escrita… La desdicha sentida, la maldad injustificada de hacerse, y es que había muerto antes de la fecha quizás el día que se le fue ella como huracán sacudido y cada sufrimiento merecido, sin corbata, sin japonés haciendo de su adiós un lamento. Porque la crueldad nació el día que ella se desvaneció entre sus brazos. Aunque por su cuerpo corre sangre, por sus emociones solo pasa aplastar los sentimientos de los demás.

Con las punzadas y la luna menguando…

…y el maldito trébol 🍀 quemando en el medio del pecho.

~Nuestro terreno…~

Un mundo infame al que pertenezco y perteneces. Ésta basura, donde todos juegan con los sentimientos. Usas la mentira como arte abstracto, defines las formas que mejor te parezcan e interpretas… Escoges a tu víctima, el más débil, siempre es blanco fijo. Estamos en la mirilla del franco tirador, ese que se trepa en los techos y bajo su mira cree tener el control, por eso duerme poco, su mente no descansa y siempre salta al menor ruido. Se confía de las voces serenas, de las risas a medias y de las miradas perdidas. De quién busca refugio y anhela compañía sincera. Siempre corre por arriba manejando el terreno, sabe dónde y cómo encontrar, le gusta el olor a cadáver… Se entrena matando en la selva, corre por los montes y duerme en las cimas o en lo alto de los árboles. Mata los grillos porque le molesta e inquieta el sonido le quita concentración. Necesita comer los gusanos que da la carne humana, cuando se va deshaciendo. Disfruta desmembrar, aunque agradece que siempre es el más fuerte. Pocas cosas le sorprende, su rostro, sus palabras y su mirada demuestran seguridad. Aunque muy en el fondo también vive aterrado. Tiene sed de almas nobles, porque jamás podrá respirar correctamente con tanta maldad en su mente. La genialidad, aturde a los que la poseen, se aburren, nada les parece extraordinario. Las emociones le duran sólo el instante, que saben que tienen una buena presa para joderle la vida. Algún día, éste espíritu que condenaste y mataste, poseerá otro cuerpo… Y cuando creas que vas apuntar y lanzar, te cortaré el cuello, te miraré a los ojos, te los arrancaré, luego te besaré robando tu último aliento y te diré al oído; ¡Cabrón, me enseñaste demasiado…!
Simplemente Saudy ~_~. 
20 de julio de 2017 

•~…en la Brasa.~•

Después de los Arañazos; 
se siente flamear.
Las secreciones ocasionan Estímulos.
Aprieto la Herida; 
supura, sube su Hedor.
Enredos… Envenenan mi aliento, 
muerdo con Furia.
Arrebato la Maldad… 
Mi antídoto es la 
~((Sobre~vivencia))~.
Bebo de la Oscuridad, 
la pal~po… 
Des~garro su vestimenta.
Violo sus instintos salvajes, 
escupo su Hiel.
In~mutable Pecado. 
¡Maldito, el Nombre de tus Garras!
Arde, en tu propio infierno…
Danza… Lujurioso, 
el instante.

Simplemente Saudy ~_~.
30 de abril de 2017

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑