•heme aquí• ~delirios del diario~•

•~A lo que más le temes es lo que te sucede… vi enloquecer de amor a una señora enamorada de su marido escritor gran poeta… la vi deshacerse con los años, la carencia a vivando la pérdida de memoria, el abandono marcando un tiempo áspero a puro dolor… la atrapo el Alzheimer. Su mente se fue a donde quería vivir por siempre con su amor eterno.~•

*Ahora me veo dentro de esa historia, el romanticismo que denota también derrocha heridas, más el viaje perdido dentro de su propio laberinto. El pánico me despierta y surgen las letras…

{…}

El pasillo más oscuro es transitar con las guerras de mi propias neuronas. Esa que me tortura cada día midiendo, cosas que no se miden. Inventando fórmulas que no existen, para apretujar el tiempo de otros. Ni tan si quiera es el mío… siento que destierra de mi cada día una pena que impregna cada célula de mi cuerpo. Me siento un auténtico vampiro de energía. No me sació, ni me conformo. Quiero más y más… me duele el cansancio mental que traigo, me duele la indiferencia de que nunca seré igual, ni tan si quiera llegaré a tener un gran mérito en su corazón. Despierto sin cesar mis rodillas tienen su respiro grabado, para poderlas doblar necesito pensarle, amarme con mis dedos… para creer que le tengo adentro. Romper los perímetros de su tolerancia para sentir que aún tengo la locura de despertar furias. Me aterra perder en lo confuso de la sombra del ventilador, mientras transcurren los días mirando el techo, viéndole con el amor más profundo que profesa mi alma. Voy mordiendo las latitudes de mi ser, como si me estuviera deseando la piel. Necesidad y delirio dos palabras que juntas son un estallido de emociones sin fin. Palabreo disparates excesos de “L” para decirle “My Love”… el agujero hay que mirarlo desde arriba, o si quieres te zambulles en mi profundo hoyo, pero trae velas porque los fantasmas, las persecuciones, los celos, el hambre, la envidia, el deseo y la lujuria te atacarán por el camino. Mis murmullos no son susurros religiosos. Tampoco te harán sentir algo que no exista en nuestra condición humana. Solo que mi locura los enaltece, los nombra y le pone sellos, los demonios existen y laten en una mente enferma… “heme aquí”…!

Anuncios

~•Psycho ManueL~ ((Celos, juegos y placeres))~•

Photo by Vestio

…Otro día más en la vida de Psycho ManueL. Luego de escuchar todas las barbaridades con atención, y reírme de sus chistes. Me pone vídeos de YouTube de esos de “gammer”, el primer comentario de la sección fue, cuando entra en escena una muchacha, por cierto, muy guapa ella. Y éL dice; “joder con una mujer así, es que ni juego”. (Ahora entiendo porque pasa 17 horas del día jugando). Empieza lo divertido, pero ya estaba jodida. Aún así vamos…, que mujer no sabe fingir… desde que esta con eso del celibato para no tener que tocarme, es más bruto que de costumbre, me parece que los espermatozoides le están llegando al cerebro. Total me fui a la cama más temprano que de lo habitual. Haciendo un recuento del día, muy temprano, salió y qué a la vuelta de siempre, tardó más de lo costumbre, entonces decidí mandarle un WhatsApp, el cabrón como era de esperarse apago los datos, para hacer sus entregas sexuales muy temprano. Le dejé un montón de mensajes de esas crisis mias interminables por los celos, pero al rato miré que no se había conectado aún, y aproveché borré los mensajes. Desentendida total me pregunto, que porque borre los mensajes, pero pasé de largo… hay momentos para elegir las batallas y ese no era uno bueno. Así que percatándome de todo, y de que a los dos minutos de hablar conmigo me despachara…, me quede tranquila. Total, si no le soy atractiva para el sexo, tampoco vamos hacernos tan egoísta, vamos mejor a exprimirle el huevo que deja libre. Y jugar a su forma. Ya metido en la cama me pide el acostumbrado masaje, pero me hice la dormida. Empezó hablar sin parar… cito sus palabras.

Dicen que contar hasta cien ovejas ayuda a dormir, yo voy a contar hasta veintidós o veintitrés chochos, lo malo es que como tengo buenos recuerdo en la mente, pues aun que no estoy tan senil… (pedo de fondo) me acuerdo de todos, sobre~todo porque los he visto a todos de frente, así que empezaria a contar y a recordar al final no duermo. Luego voy a empalmar eh,,, el día con la noche… empalmar el día con la noche no vayas a pensar otra cosa, que estoy en fase celibato de cinturón de castidad mental…, siempre puedo cantar la canción de siniestro total que decía algo así: “los chochos voladores invaden la ciudad”. Mejor sigo con otra cosa… se escucha sus típicos eructos empieza de nuevo hablar… Eructo como gargajo flotando, (silbido) sonido de caballo de paso fino sonido susurrado, como “ASMR” ponte los cascos para escucharlo bien. Sonido contra el plástico un enorme estridente, eructo otra vez, contra el plástico silbido, y aire shh, shh…, tose como si se estuviera muriendo, más ruido, y susurros más respiraciones, pareciera que esta poseido.

Me doy cuenta que quién está poseída, llena de celos, y malos sentimientos soy yo; pues éL, juega en su propio teatro, y sigue siendo el monólogo de éL, su juego y sus placeres.

~~~

Fotografía colaboración de Vestio

•soy un desastre•

Nada nuevo… soy kakita~kukuto si como suena soy caca… espero servir de abono.

Me vomito en mis huesos… y luego lo re~lamo.

Escupo el veneno disfrazado de amor, cuando llega se esparce.

Ácido puro…, desintegra cualquier demostración afectiva.

Soy dañina… estoy podrida… asco de persona… eso soy… y he sido siempre…

…merezco todo el mal que me habita, y debería morir, para deshacer toda la porquería que traen mis prostituido latidos…

Psicosis

Experimentar el rechazo no me ha logrado hacer una persona indiferente, a quien requiere atención. Tener dolor 24/7 con todos las malas consecuencias de las recaídas, de las punzadas, todas las partes muertas de mis nervios, que de pronto parece (re~vivir) queriendo hacer una hoguera en mi honor… Traigo las córneas heridas de tanto llorar, me recuerda la época que todos en mi familia fumaban, les pedía que por favor lo hicieran menos, aparte de los ataque de asma que me daban me ardían los ojos, y la garganta. Ignorada, me he sentido despreciada por mis peticiones. Ahora no es diferente, parece que todo lo que pido, está mal expresado. Tengo cansancio, a veces cuando escribo me veo desdoblada atacando algo de mi cuerpo. Hay violencia encerrada mutilando mis fuerzas. No deseo que nadie sienta estas laceraciones mentales, este fuego. El desequilibrio de la desdicha. Es horrible vivir en la vertiente de la penumbra. Sabes cuando algo no va bien, porque aunque sucumbes… Vuelves e intentas…, te das cuenta de todo lo que pasa, eso hace del infierno incierto. Auto~lesiones, muy fácil juzgarlas cuando los acertijos del pensar divagan…

Esto no es arte.

Suelo decir encontré la forma de suicidarme en letras, así dejé la auto~agresión. Los profesionales me lo celebran así con palmaditas y todo. Nadie vive el puto infierno de otro. Las lesiones mentales agravan el espíritu de cualquier ser que las padezca. Eso de poder hacer arte del dolor tiene una medida inexacta, muy peligrosa. Cuando me suicido en versos, algo de mi existencia muere. El desgano que aqueja mi ser, no se puede volver arte. No me pueden felicitar por ser tan desdichada. Hay personas que tienen menos, que sufren más dolencias incluso hambre física y tienen un poderío mental admirable. Para qué engañarnos, no lo tengo, no lo tendré… No comprendo como funciona. No estoy mintiendo, no lo entiendo… eso hace que me ahogue. Vuelvo a pensar en las escritoras que iban enunciando su muerte, si para esos tiempo, la gente tan descarada le decían como a mi: “que bello arte para manifestar las emociones”. Miseria, mi gente eso es lo que se siente, angustia, desolación, llantos perpetuos, maldiciones internas. Nada tiene que ver con otro, es la incapacidad de uno mismo. Desconocida de mi propia esencia. Suicidarme en letras, envenena la pureza de mis latidos, lo peor es saber que cuando ya esto de escribir no sea suficiente… pasará, quiero que se respete mi elección, no soy una persona alegre, no tengo metas, ni motivos, ni amor propio. No tengo nada.

~…cautelosa en mi celda~

Los barrotes que rodean mi ser, han mantenido cualquier sentido rasguñado, porque la falta de exposición no hace precisa~mente, que estes más dotado de sabiduría. A veces, las puyas están hacia adentro, y no hacia los que vienen del exterior. Mi jaula es de vibrios opacos, poco se puede visualizar, de ambos lados. He vivido de otros sentidos que se agudizaron, tampoco es la audición, ya que poco se escucha acá, en este manglar de emociones… Salir de mogote cuesta, entrar en el también… Aunque el resbalar en ocasiones se vuelve un gozar de la aventura, de ese hemisferio des~conocido. El traga~luz, va perdurbando mis oscuridades, deambulo, inmersa en un espiral hipnótico, el cual musita mis deleites escondidos.

~…sapiosexual~

¿Quien quiere convivir con mi amiga la psicosis? Aceptar sin repeler los tormentos de una mente enferma, que da vueltas en círculo, que se ahoga así misma. Es realmente un trabajo arduo. Pienso en personalidades como Emily Dickison, como su encierro era su salvación, su escritura y la manera en que le costaba relacionarse, me hace ver~me de alguna forma allí… Eso que decían de su “sapiosexual” la comprendo porque es lo que a mi me llena, en esos instantes es cuando único puedo sentir la plenitud… la depresión se la llevó lejos. Todo me lleva a estas mujeres del pasado caóticas, emotivas, dolidas, frustradas envueltas en su misma pasión… Los designios de los cuales no podían escapar marcando el camino con su gran huella… Tomadas por “histéricas” incomprendidas del mundo a la huida de su ser…, cuatro paredes eran más seguro, que un mundo basado en la mentira la cual no podían seguir el ritmo. La psicosis que traigo en las entrañas grita y rasguña… es violenta, al menos, a dejado de quemarme el cuerpo por fuera… aunque a veces, extraño ese sentido de la violación a mi piel… la tortura que traía consigo la calma. Las letras no pueden calmarlo todo… la necesidad abruma, tanto como la incomprensión de los acontecimientos. Así que abrazo mis propias causas, mi realidad, permito que me acompañen. Siempre estaré rodeada de mis propios sentires equívocos los mismos que me hacen carecer de todo lo demás. Mi propia isla mental. En la cual tengo que usar salvavidas esas máscaras; que quiere ver el mundo, la sonrisa, la fortaleza, el hacer… pura falsedad de mis instantes y me pregunto ¿podré con tanto quebranto almico? Lo dudo, pero vamos sigo practicando, si en la pantomima que somos como seres humanos, a todos le queda bien… porque la sanidad mental es humo tóxico, y si respiras…, algo de contaminación también tendrás…

~…Stop~


Vomité la semilla que me faltaba… Estruje tanto el sentimiento, que no solo lo manche de mis desechos tóxicos, que sin querer salieron, sino que lo rompie en pedazos. Me perturbe, al escucharme, eran mis propios ecos los que se repetían, intente transmitir un mensaje de manera positiva y mi voz salía distorsionada por más bonito que sentía en el interior. Afuera resonaba una y otra vez; a dolor y apestaba a todo lo equivoco. Nunca había sentido el hastío de mis propias explicaciones, era una incoherencia entre lo que sale de mi y lo que se entiende. Totalmente contradictorio a lo hermoso que se siente adentro, entendí que ese es el mensaje que estaba llegando al exterior y grité, lloré sangre por mis poros y mi garganta se quemo de tanto expulsar. Quede débil de piernas, me arrastré hasta que conseguí una silla e implore que mis mensajes no fueran una distorsión entre lo que siento y lo real. Entonces, del otro lado me llamaron: “bipolar”, a lo que respondí soy “tripolar”. Un Ser inconexo… Sin aliento me puse de pie, para luego ponerme de rodillas y volver a pedir perdón…. Se ríen de mis debilidades, ¿perdón de qué, tendría algo que perdonarte? Si, las injustas razones que distorsionan mi mundo, eso no lo he creado yo, lo creó la psicosis de una mente, que va desde la esquizofrenia, hasta la bipolaridad… Lo más triste es: que por dentro, todo mi mundo luce transparente, lleno de jardines, de arco~iris, cantos de sirenas, encantos de hadas, cuentos de duendes; magia sagrada del corazón. Que tristeza, sentir por primera vez el hastío que causo, a diario en los demás… Cuando mi mundo está teñido de corazones multi~colores que quieren amar y apretujar, la esencia de los demás…! 

~Aileen~

Foto colaboración de Vestio.

4 de septiembre de 2017

Blog de WordPress.com.

Subir ↑