•…el Héroe que murió•

Es el primer cumpleaños que no te felicito… hoy me escribiste e ignore tu mensaje. Duele porque crecí amándote como mi súper~héroe... pero me volví tu rehén… me usaste, luego me pegaste por primera vez, juro que en ese momento sentí la presencia del diablo entre tú y yo… la primera vez que sangramos y nos miramos con odio. Te perdoné, me perdonaste. Pero luego salimos en grupo, perdiste la cordura por llevarte la contraria, me tire de la guagua en movimiento y colgué de ella me pele las rodillas y aún así seguiste todos te gritaban detente… no lo hiciste, te amaba tanto que corrí al lado de la guagua en movimiento te detuviste nos abrazamos y me subí a tu lado los demás estaban acojonados de miedo yo tenía tanta adrenalina que quería volverme a tirar pero morir… aquel día lo olvidé. Mentimos porque nos convenía, jugábamos nos engañábamos menos cuando nos jurábamos amor de familia lealtad y compromiso… mentiras para otros verdades para nosotros. Nos conocíamos tanto que tú sabías que estaba enamorada y que hacía cosas que no debía. Yo, sabía tus más íntimos secretos, te defendí del mundo, mordí, di puños, guerrie contra el mundo, porque eras ese ser que yo sentía que nadie comprendía y a la misma vez me veía en ti, nuestra sangre nos llamaba… estaba obstinada y obtusa por ti… pero cuando le pegaste a tu primera mujer era como si me dieras a mi, cuando intentaste cosas malas para tus hijos era como si me lo hicieras a mi… fuiste matándome dejándome sin aliento ni inspiración, te quité la capa de súper-héroe el día que empuñaste a tu bebe en su cuna… ese día… me hice mujer de tu mujer…, no porque la hiciera mía, porque eso no pasó... pero le di refugio, regazo, lloré con ella la abracé, la dormí… y la cuide toda la noche de la fiera en la que me volví y juré… que defendería de ti y tus hijos… me volví una fiera luego defendi tu otra mujer, ahora a la que tienes también lo hecho aunque ella no lo pueda ver… cada vez que tu boca escupe veneno, mentiras, o cuando blasfemas y quemas el cuerpo de una mujer me hieres a mi… cada golpe físico mental que ella acepte es un retraso a otras mujeres incluso mi propio retraso. Por eso hoy te deje sin hablar… y aunque siento emociones adversas por ti… me gustaría que te detuvieras.

Anuncios

~Con la estrofa abierta.~ (XVI) ~ (in~diferencia)

…la sangre derramada me duele.

No he tenido que perder un ser, en la calle de forma violenta, no tiene que haber pasado para que mis entrañas se revuelvan de dolor. Me corroe la violencia imperante por el mundo. Seguramente cerca de la casa de todos en algún momento, se pasea el delincuente. Me causa repulsión…, la tristeza nos dura, lo que dura el morbo latiendo entre las sienes. Cada día más insensibles. Como si vestir de rojo los países nos dejara el más alto honor de que tenemos corazón. La ironía nos conduce por los senderos, del maldito egoísmo, nos esta carcomiendo. El que lastima estuvo, y está lastimado. Al que le grita la violencia, la lleva adentro destrozando sus pedazos interiores. Se lo come como el moho… Estás líneas no cambiarán el rumbo del que está a punto de quitar una vida, pues estará muy enfocado planeando como “jalar el gatillo”. Tampoco frenará las toneladas de noticias negativas que saltan ante nuestros ojos, mucho menos nos haremos más sensibles. En realidad no sirve de nada, estoy disparando de otra forma… solo que me apunto a mi misma. Con valentía le sonrío al asesino que nos vendió sueños falsos, al que nos hace de condenados si no le seguimos, y nos esclaviza a vivir una vida de miseria pidiendo misericordia, resignación, para el que la sufrió. Dicen: ~“todo tiene un propósito”~… ¿dónde está el trono, del que decide quién será el que estará en la mirilla? … ¿cuándo la bala atraviesa el cuerpo de alguien, se le revelará el rostro del opresor a la víctima? La hora de la muerte a veces, va marcada del ser desdichado que agoniza, pero le teme demasiado a apuntarse así mismo, así que va destrozando vidas ajenas…

~…culto a mi sangre~

(. . .)

Cuando está por llegar…, mis hormonas hacen fiesta.

Soy de instinto salvaje, me toco y me re~lamo…

Mis entrañas tienen su propio ciclo natural.

Mi clitoris hinchado, como mis ovarios.

A la espera de mi baño cíclico, el cual uso para decorar; conjurar y bañar mi ser.

Soy hembra de bravía necedad, salí de la caña de azúcar, de la tierra húmeda y rindo tributo a los latidos Femeninos.

Cuando mis manos se vuelven parte de mis fluidos, mi cuerpo por inercia nombra y ama con más fuerza, mi piel teñida de rojo…

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑